La Feria de la Gritería y Artesanías Tradicionales que se desarrolla en el Parque Nacional de Ferias está abarrotada de productos artesanales y dulcería propia de las festividades marianas.

Este fin de semana los protagonistas aprovecharon para ofrecer a precios solidarios todos los productos que son demandados por las familias que celebrarán este 7 de diciembre la tradicional Gritería.

"Ahorita estamos ofreciendo todas estas artesanías, son baratas y muy bonitas, tradicionales para repartir en las Purísimas, también estamos ofreciendo dulces como churros, caramelos, cajetas y gofios", dijo Juana Chavarría.

"Estamos vendiendo bastante gracias a Dios y al Buen Gobierno que tenemos como es (el Comandante) Daniel Ortega y la Compañera Rosario Murillo que nos ha apoyado a nosotros para venir a ofertar nuestros productos porque de esa manera hemos abierto mercados, hemos vendido, nos hacen pedidos, nos hacen encargo y nos sentimos muy contentos", añadió doña Juana.

La joven Raquel Ruiz, dijo que ella vino desde Masaya para ofrecer matracas, canastitas y limones.

"Gracias a Dios estamos vendiendo, tenemos buenos precios mejores que en el mercado. Las canastas valen 150 la docena, las matracas a 130 por docena, son precios de feria y esperamos que las familias nos vengan a visitar para adquirir sus productos para la Purísima", dijo Ruiz.

Nora Abarca, otra protagonista que ofrece dulces tradicionales, dijo que las ventas han sido buenas y los productos que más se venden son caramelos, cajetas de masa, churros, crocantes, cajetas de leche y los gofios.

"Tenemos buenas expectativas, las ventas se están poniendo mejor a medida que se acerca la Gritería. La gente está buscando su gorra o brindis y nosotros tenemos variedad y precios accesibles", indicó Abarca.

La feria está siendo visitada por miles de devotos marianos que llegan a comprar sus dulces para repartir en la Purísima.

"La feria está muy bonita, hay variedad de productos y de oferta. Nosotros venimos a buscar la gorra ya compramos el gofio porque es lo más tradicional", dijo Rosibel Álvarez.

Además de todas las ofertas de productos artesanales y gastronomía, las familias participaron en una Purísima tradicional, en la que se repartieron dulces, frutas, chicha, hubo cantos a la Virgen y quema de pólvora.