El Papa Francisco elevó sus oraciones por las personas afectadas por el paso del Huracán Otto en Nicaragua y Costa Rica.

“Quisiera elevar mi oración por las poblaciones de Centro América, especialmente por Costa Rica y Nicaragua, afectadas por un huracán y, este último, también por un fuerte sismo. Y rezo también, por aquellas poblaciones del Norte de Italia que sufren por los aluviones”, dijo el Papa, según cita Info Católica.

“A todos les deseo un buen domingo y un buen camino de Adviento. ¡Que sea un tiempo de esperanza! La esperanza verdadera, fundada sobre la fidelidad de Dios y sobre nuestra responsabilidad”, concluyó Su Santidad tras rezar el Ángelus este domingo.

Otto dejó daños materiales y personas albergadas en Nicaragua, a lo que se sumó la ocurrencia de un terremoto de más de 7 grados frente a sus costas el mismo día, que activó las alertas de tsunami, aunque no lamenta víctimas.

Costa Rica, no obstante, lleva 10 personas fallecidas y miles de afectados a causa del fenómeno y una gran cantidad de daños materiales.