Como cada viernes siguiente al tradicional Día de Acción de Gracias, hoy comenzó en Estados Unidos la apertura de la temporada de compras navideñas, jornada conocida como Black Friday.

Con descuentos realmente significantes y ofertas en todos sus productos, los comercios se colman de gente que forma fila desde temprano para ingresar a primera hora y llevarse desde televisores de 55 pulgadas hasta juguetes para abastecer el trineo de Papa Noel.

La megatienda Target Store, con sucursales en todo el país del norte, fue uno de los centros a visitar por cientos de personas que madrugaron en la puerta de los establecimientos y aprovecharon las rebajas. Algo similar sucedió en Best Buy, tienda especializada en la venta de productos electrónicos, y en los negocios de indumentaria de Nueva York, como Macy´s.

La tradición se ha extendido al resto del mundo y ya son muchos los países que han adoptado al cuarto viernes del mes de noviembre como la fecha de los descuentos.

Mientras en nuestro país se espera mucha actividad a través de las compras online en el exterior y el servicio puerta a puerta, en Brasil, por ejemplo, prefieren imitar a los norteamericanos y, de manera algo más desordenada, acercarse a los negocios para vaciar las góndolas.