Analistas económicos, diputados y sector ganadero del país, destacaron como un paso trascendental para Centroamérica y particularmente para Nicaragua, la implementación del Tratado de Libre Comercio con Corea, pues este mercado y otros, ayudarán al desarrollo creciente del país.

El analista Adolfo Pastrán Arancibia, indicó que el acuerdo se traduce en otra ventana de oportunidades para los principales productos de exportación, como carne bovina, café, azúcar, cacao, lo que nos obligará a producir más y con mayor calidad.

Pero también resaltó que a Corea le permitirá duplicar sus exportaciones e inversiones a Nicaragua, tomando en cuenta que hasta el momento, se calculan 7 mil 400 millones de dólares que han invertido unas 33 empresas coreanas, la mayoría trabaja bajo el Régimen de Zonas Francas.

Indicó que el TLC con Corea, pone a Nicaragua en un mercado muy importante en el mundo, a como lo es el asiático, lo que ayudará a romper en un continente que brinda millones de consumidores.

El diputado liberal Wilfredo Navarro, manifestó que al tener Nicaragua un nuevo mercado para las exportaciones, nuestra economía se dinamizará, creando más empleos y mayor producción.

El sector ganadero se mostró muy entusiasmado con la firma del TLC con Corea, entre estos el señor René Blandón de la Comisión Nacional de la Ganadería (CONAGAN), manifestó que el mercado asiático es tan bueno o mejor que la Unión Europea, por lo que significa un enorme reto para los nicaragüenses.

“Es determinante abrir puertas de mercado, con lograr esto se resuelve el 50 % del problema de comercialización de nuestros productos, el otro 50 está en manos de nosotros, tenemos que mejorar nuestra calidad de carne y mejorar la calidad en general de los productos del sector agropecuario”, dijo Álvaro Vargas, presidente de la FAGANIC.

Reconoció que el Gobierno Sandinista en alianza con los empresarios, productores, trabajadores, ha venido trabajando en alianza, lo que permite firmar un acuerdo de este tipo “y ahora nos toca a nosotros mejorar nuestra producción y calidad de nuestros productos. El gobierno hizo su parte del trabajo, al resto nos toca a nosotros”.