Ante compañeros de trabajo, autoridades locales, amigos y la condolida familia, Valle fue ascendido póstumamente al grado de suboficial y le otorgaron la medalla al valor “Christian Munguía” en primera clase. Posteriormente, el agente asesinado fue sepultado en el Cementerio de Bluefields.

En las exequias del suboficial Valle, el comisionado general Ramón Avellán, en representación de la jefatura de la Policía Nacional, dijo que la familia de Valle recibirá una pensión.

La candidata a alcaldesa de Bluefields por la Alianza Unida Nicaragua Triunfa, Karla Martin, destacó la calidad humana de Eldon y expresó la solidaridad de ella y del FSLN con la familia del heroico policía.

Avellán aseguró que mantienen la persecución  a la banda criminal que asesinó a Valle y anunció mayor vigilancia en la zona rural de esta región. El 27 de septiembre otro grupo delictivo se tomó el puesto policial de San Antonio de kukrawala, municipio de El Tortuguero, donde se llevaron tres fusiles.

El jefe policial de la RAAS, comisionado mayor Lee Edwin López, informó que la banda delincuencial que asesinó al suboficial Rudler Valle está integrada por unos 8 o 12 criminales. Aseguró que se trata de una delictiva y descartó versiones sobre la presencia de alzados en armas con fines políticos.