Palabras del Presidente-Comandante-Daniel después de Ejercer su Derecho al Voto. 6 de Noviembre del 2016:

Faltan 10 minutos para las 6 de la tarde... 6 de la tarde, que por Ley, es la hora límite para llegar a depositar nuestro Voto.

Claro, la misma Ley establece que si hay una fila, ¡no se puede cerrar la Junta! Hay que seguir recibiendo el Voto hasta que entre la última Persona, el último Joven, la última Mujer, el último [email protected], a depositar su Voto. Ya en ese momento es que se cierra la Junta.

Y, ¡cuánta Alegría que en este día estemos ratificando [email protected] nicaragüenses nuestro Compromiso con la Paz, la Paz que tanto le ha costado a nuestro Pueblo conquistar! ¡Mucha Sangre ha corrido, mucho dolor!

Para estos días, allá por los años 1928, nuestra Patria estaba intervenida por las Tropas yanquis. Aquí estaban las Tropas norteamericanas, y nuestro General Sandino luchando allí, defendiendo la Soberanía de la Patria... ¡La Dignidad de Nuestramérica, la Dignidad de los Pueblos del Mundo, defendía Sandino!

¡Y qué vergüenza entonces! Se organizaban y realizaban Elecciones donde los que presidían el Consejo Electoral eran los Altos Comandantes del Ejército norteamericano. Eran los Oficiales del Ejército norteamericano los que contaban los Votos... ¡Qué vergüenza! ¡Qué dolor! ¡Cómo sangraba la Patria! ¡Cómo sangraba nuestro Pueblo!

Ahora la Historia es diferente, ¡porque el Pueblo así lo decidió! Ahora somos [email protected] nicaragüenses los que nos constituimos en Organizadores unos, que es la Autoridad Electoral, nicaragüenses [email protected], [email protected] [email protected] del Poder Electoral. ¡Ahí no hay un solo General yanqui!

Igual, los que cuentan los Votos, los que tendrán que contar los Votos después que se cierren las Juntas, ya no serán los Oficiales de las Tropas yanquis interventoras, mancillando nuestra Patria, sino que serán nicaragüenses. Y los Fiscales, Representantes de los Partidos que han participado en estas Elecciones apostando por la Paz, también nicaragüenses... ¡[email protected] nicaragüenses!

Saludamos, claro, esta multitud de Periodistas. Aquí hay Periodistas de todos lados, de todas partes de nuestro Planeta, que siguen las Elecciones en Nicaragua, y que, bueno, acompañan, ven, tendrán luego sus criterios, harán sus Reportes. Igualmente, estas Elecciones el día de hoy, han sido acompañadas por [email protected] Electorales de Nuestramérica, y muchos Amigos invitados, ex–Presidentes, que también han sido invitados para acompañar, ¡no para suplantar a la Autoridad Electoral Nacional!

Incluso, ha andado, yo diría en visita, con motivo de estas Elecciones, una Representación de la OEA, todos ellos para acompañar, ver cómo se desarrollan estas Elecciones, pero ninguno de ellos ha venido ni siquiera con la intención de suplantar a las Autoridades Nacionales. Ninguno de ellos ha venido con la intención de venir a contar los Votos.

Las Autoridades Electorales en Nicaragua, ¡son nicaragüenses! Los que votan, los que votamos, somos nicaragüenses; los Fiscales, son nicaragüenses, y los que contamos los Votos, somos nicaragüenses. Esa es una Democracia, Digna, Soberana, tal y como la defendió nuestro General Sandino.

Y lo que más destacaría de estas Elecciones, primera vez en la Historia de Nicaragua donde por Ley se está eligiendo para [email protected], 50% Mujeres y 50% Varones. No es cuestión que, como pasaba antes, iban las Listas, es cierto, iban Mujeres en la Lista... ¿pero en qué posición? Todos los Partidos decían: “Todos llevamos Mujeres”, ¿pero en qué posición? Muy pocas en posiciones ganadoras.

Ahora no hay forma de escapar, por Ley se estableció lo que conocemos como la “Trenza”. Vamos trenzados, donde va una Mujer adelante como Candidato a Diputado Propietario, va un Varón de Suplente; y donde va un Varón de Candidato a Propietario, va una Mujer de Suplente. De tal manera, que no hay forma de escapar al 50-50, que es lo que manda la Dignidad de las Mujeres nicaragüenses, que es lo que manda la Patria, que es lo que manda nuestro Pueblo.

Y otro hecho que yo diría es inédito en la Historia Electoral de nuestra Patria, es que por primera vez en el Proceso Electoral se incorporó una Nueva Cultura Política. Aquí los Procesos Electorales han sido de bochinches, de confrontación, de odio; o sea, por eso se parte el Pueblo, y por lo tanto se parte la Patria, ¡y hasta de muerte! Procesos Electorales donde ha habido muertos.

Este Proceso Electoral ha sido un Proceso totalmente inédito, y que le agrega un gran valor a la Cultura Electoral del Pueblo nicaragüense, y es que estamos aprendiendo, digo que estamos aprendiendo y hemos dado ya el primer paso, a llevar estos Procesos Electorales con Mensajes que llenen de Esperanza a nuestro Pueblo; Compromisos que llenen de Esperanza a nuestro Pueblo, en el Campo Económico, en el Campo Social, en el Campo Político... ¡en todos los Campos!

No con los Mensajes de odio, y Mensajes de muerte, que eran los que tronaban y han tronado a lo largo de toda la Historia de Nicaragua, desde que se realizaron las primeras Elecciones, aquellas en las que solamente podían votar los ricos.

Así lo decía la Ley: Solamente el que tiene un Capital de tanto, puede votar. Los demás, no pueden votar. Entonces aquí cuatro ricos elegían a un Presidente... Bueno, esa es la Democracia, para algunos. Y eso, en medio de reyertas y de odios porque manipulaban a [email protected] Pobres, a [email protected] [email protected], al Pueblo que no tenía derecho a votar; pero los manipulaban para confrontarlos y llevarlos a guerras, y cambiar Gobiernos a punta de balazos, como pasó a lo largo de toda nuestra Historia.

Hoy estamos culminando con las Votaciones este Proceso Electoral, realmente, de un valor infinito, porque se desarrolló sin odio, sin confrontación, sin muertes. Claro, eso llama la atención, y algunos dicen: “Aquí como que no hay Elecciones”, porque no nos estamos insultando... “Aquí como que no hay Elecciones”, porque no estamos lanzando mensajes de odio... “Aquí como que no hay Elecciones”, porque no estamos tocando tambores de muerte.

Gracias a Dios se logró ese Milagro: Que ni se sembrara el odio, ni la confrontación, ni la muerte, en este Proceso Electoral que hoy está culminando con la Votación de [email protected] nicaragüenses, que le han dado su Voto a la Paz. Este es un Voto para la Paz, para la Estabilidad, para la Seguridad, de las Familias nicaragüenses.

Nuestro Cariño, como siempre... nuestro Amor, como siempre, para todo este Pueblo, Valiente y Digno, que sabe defender la Paz, porque le tiene un inmenso Amor a la Paz. Buenas noches, [email protected] [email protected] nicaragüenses.