El Ministerio de Educación (Mined) en conjunto con el Instituto Nicaragüense de Estudios Territoriales (Ineter) desarrolló una capacitación en materia de seguridad escolar para el fortalecimiento de las capacidades de la institución en temas de prevención ante desastres y la protección de los niños.

Esta capacitación se llevó a cabo en el centro Paebanic de Managua, y contó con la participación de asesores pedagógicos de todos los departamentos y regiones del país.

Juan Salvador Méndez, Director de la Unidad Técnica ante Desastres del Mined, explicó que esto va en consonancia con la serie de ejercicios que se han venido haciendo desde hace varios años por orientaciones del Gobierno Central.

Méndez aseguró que la seguridad en las escuelas va más allá de los sismos y otros fenómenos naturales, sino que se toma en cuenta el acoso, el bullying, los incendios u otras amenazas.

Expresó que los mecanismos de concientización son variados, y que en el caso de los niños más pequeños se trabaja en base a láminas ilustrativas y dibujos sobre los riesgos, ya que a cortas edades los niños aún no tienen habilidades lectoras.

Otro aspecto que vale apuntar es que cada centro educativo cuenta con su propio plan, tomando en cuenta los riesgos particulares a los que están expuestos.

Para los facilitadores educativos, este tipo de capacitaciones permiten actualizar conocimientos y por tanto ponerlos en práctica en los salones de clases.

“Los niños y las niñas desde educación inicial ya están preparados, ellos están esperando siempre los simulacros, siempre que suena la alarma ya saben qué hacer”, explicó Alina González, del departamento de Estelí.

“La práctica se vuelve hábito (...) Entre más practiquemos creo que será más provechoso”, subrayó González.

Fabio Segura Mojica, especialista del Ineter, destacó que el sistema educativo es un sector prioritario para la institución.

“Creemos que el principio de la gestión de riesgo es precisamente manejar la información de los peligros naturales que nos aquejan, y como saben en Nicaragua tenemos toda una gama de amenazas, de peligros que si bien no son generalizados para todo el país, sí afectan localmente”, manifestó el experto.

Ineter cuenta con un sistema de monitoreo sísmico de unas 100 estaciones, las cuales funcionan las 24 horas del día.