Un poco más de 500 líderes o misioneros evangélicos han ingresado al país sin ninguna restricción en las últimas semanas, aseguraron los representantes de las evangélicas que nuevamente se reunieron con autoridades del Gobierno Sandinista.

Es la sexta ocasión que ambos sectores se reúnen en el marco del modelo de Alianzas y Diálogo, para consensuar diversos temas que permitan una mejor labor pastoral de las iglesias evangélicas en el país.

En representación del gobierno llegó el compañero Fidel Moreno, el viceministro del MIGOB, Luis Cañas Novoa, y el Subdirector de la Policía, Comisionado General Francisco Díaz.

El reverendo Rafael Arista, Presidente de las Asambleas de Dios, una de las principales denominaciones evangélica en el país, aseguró que los misioneros extranjeros han ingresado con mayor facilidad.

“Que vengan todos los misioneros a este país, que vengan todos los pastores que quieran venir, que aquí no hay restricciones para ninguno, hay que llenar ciertos datos como en todo país, pero que se quite la idea de que aquí se está restringiendo la venida a pastores, misioneros o evangelistas”, destacó Aristas, tras evaluar con el gobierno los alcances de los acuerdos firmados hace un par de semanas.

Subrayó que ni un solo misionero que haya solicitado ingreso al país ha sido rechazado, en cambio la tramitologia se ha agilizado.

“Queremos agradecerle al gobierno por ese espíritu y deseamos seguir profundizando nuestras relaciones para seguir afinando el trabajo, ya que lo que queremos es sacar la iglesia adelante, una iglesia que vaya cada ensanchándose en el territorio nacional”, dijo Aristas.

Añadió que estos frutos del modelo de diálogo y consenso, dan un mensaje que Nicaragua vive en paz, de tranquilidad, armonía, de trabajar junto y de no invadir el trabajo de las iglesias evangélicas.

El reverendo Omar Duarte, también calificó de exitoso el encuentro, porque se ha constituido una mesa de diálogo entre las iglesias evangélicas y el gobierno “para juntos enfrentar los problemas y adversidades que toca cada día”.

“Quedó claro que aquí las puertas están abiertas para todos los misioneros, predicadores, evangelistas para que puedan predicar y seguir haciendo el trabajo, está demostrado con estadistas que las puertas de Nicaragua siguen abiertas, Nicaragua está confirmando que es cristiana”, señaló Duarte.

Trabajar otros temas para mayor protagonismo del pueblo

Moreno afirmó que este nuevo encuentro persigue darle continuidad al diálogo y consenso que han mantenido con los representantes evangélicos, para tratar el tema del ingreso de misioneros, pero también otros relacionados a lo educativo, deportivo, salud, entre otros.

“Este espacio la intención es que podamos estar constantemente revisando diferentes temas que son de interés del pueblo nicaragüense”, subrayó Moreno.

Reveló que a partir de los acuerdos firmados con las iglesias evangélicas, se han realizado 69 solicitudes para el ingreso de estos 500 pastores, miembros o representantes de estas denominaciones cristianas.

Se reconoció el aporte que las iglesias evangélicas en diferentes aspectos sociales, culturales, salud, educación y deportivos.

“Hemos acordado un nuevo encuentro para abordar en detalle todo el aporte que se hace en materia de salud y educación, y como podemos crear mecanismos que nos permitan promover más este aporte, constantemente están viniendo misiones medicas al país con donaciones, operaciones, atención médica y este tipo de temas que son tan importantes para nuestras comunidades, para nuestros barrios y ellos han compartido que les gustaría que revisáramos el mecanismo para hacer esto más expedito, más ágil”, dijo Moreno.

En ese sentido, subrayó que existe la voluntad del gobierno, particularmente del Presidente-Comandante Daniel Ortega y de la compañera Rosario Murillo, que todos los trámites sean más ágiles.