Esta obra, cuya inversión superó los 20 millones de córdobas y que fue desarrollada en siete meses por el Ministerio de Transporte e Infraestructura (MTI) y el Fondo de Mantenimiento de Vial (Fomav), se ubica a 25 kilómetros al Sur de la localidad de San Juan del Sur en una zona altamente turística, productiva en granos básicos, pesca y ganadería, potencializará la actividad turística, mejorará la actividad económica, garantizará la transitabilidad de la ruta todo el tiempo y reducirá el tiempo de viaje.

“Aquí se beneficia toda la comunidad de San Juan del Sur, se beneficia turistas y este es un puente ya con proyección para una próxima carretera internacional que nos va a unir con Costa Rica, la longitud del puente es 31 metros, costó un millón de dólares y es la ruta hacia El Naranjo frontera con Costa Rica y próximamente va a ser una ruta internacional para San Juan del Sur”, expresó el Ing. Pablo Fernando Martínez, titular del MTI.

Martínez explicó que luego de esta obra quedan pendientes dos puentes más en la ruta hacia la frontera con Costa Rica y que en el 2013 se construirá el puente Cameca, que redundará en beneficio de toda la población.

Jorge Sánchez, Alcalde de San Juan del Sur, afirmó que la construcción de este puente significa la protección de la comunidad de El Ostional, porque esta ya sufría un riesgo que año con año lo venían viviendo los pobladores y que en tiempos de lluvias muy fuertes las comunidades que están al otro lado del puente como El Pochote, Las Rositas, Pueblo Nuevo y El Jorco quedaban incomunicadas debido a que se dificultaba pasar dicho caudal río, porque incluso debían esperar hasta tres días para poder pasar.

“Con la construcción de este puente, nosotros tenemos más posibilidades ya de que esta ruta sea alternativa de acceso a turistas costarricenses y de turistas que llegan a Costa Rica y quieran venir aquí a Nicaragua, esto nos va a ayudar a acelerar este proceso, de que podamos tener una segunda aduana en esta parte del litoral pacífico”, manifestó el edil.

Dina Rivera declaró que las comunidades que están más alejadas ahora tendrán fácil acceso a la ciudad y en tiempo de lluvias no tendrán dificultades para poder pasar, puesto que en muchas ocasiones tenían que buscar rutas alternas para poder salir de sus comunidades.

“Los niños no podían ir a clases porque el río se crecía con la lluvia y no había pasada, pero gracias a Dios que el Gobierno llegó a hacer un proyecto muy bueno y de mucho progreso para nosotros, porque aquí no podíamos pasar a comprar nada porque se llenaba y a veces teníamos que tirarnos el río, pero ahora gracias a Dios ya tenemos este puente y ya podemos pasar tranquilos”, dijo Francis Zapata.

Juan Rodríguez señaló que la construcción del puente conlleva mucho beneficio para la comunidad, algo que se veía como imposible, pero que gracias a Dios y al Gobierno del Frente Sandinista se ha concretizado, proporcionándoles la oportunidad de poder sacar a sus enfermos y llevarlos a la ciudad y movilizarse más libremente.

“Antes teníamos que pasarnos el río y eso era muy peligroso para nosotros cuando íbamos a clases y ahora estamos contentos y orgullosos porque ya no vamos a poner en peligro nuestras vidas”, comentó Steven Rivera.

Obras de adoquinado también llegan a comunidades de San Juan del Sur

Paralelo a la construcción del puente, el Gobierno del comandante Daniel Ortega también ha desarrollado el proyecto de adoquinado de más de siete kilómetros de caminos en el curso hacia la frontera con Costa Rica, de los cuales ya se han adoquinado 5 kilómetros.

“Este es un proyecto de adoquinado, son dos kilómetros 200 que arrancan de San Juan del Sur y llega al empalme con el remanzo y de ahí continuar con el adoquinado que hicimos anteriormente de cinco kilómetros y es un proyecto de responsabilidad compartida con la participación del MTI, el FOMAV y la Alcaldía de San Juan del Sur”, dijo el Ministro.

Martínez aseguró que la institución, en conjunto con la Alcaldía de San Juan del Sur se han ejecutado más de 10 proyectos entre los que se cuentan la carretera de La Virgen-San Juan del Sur, adoquinado a la Talanguera, adoquinado de 5 kilómetros en la cuesta El Carrizal y que actualmente se están adoquinado 2.2 kilómetros y se han construido dos puentes en la ruta hacia El Naranjo.

“Ya no hay polvo, ya no hay lodo, todo es más tranquilo. Los niños ya no tienen problema para ir a la escuela y eso significa más progreso”, aseveró Héctor Luis Sánchez.