La Alcaldía de Managua y el filatelista e investigador español, Vicente Sáenz, han unido esfuerzos para traer a Nicaragua, por vez primera, el ‘Cuaderno de Hule Negro’ del poeta universal, Rubén Darío.

La Exposición abrió la tarde de este viernes, en la Casa Museo Rubén Darío, ubicada en el Paseo Xolotlán, en Managua; y estará abierta de forma permanente.

El investigador Vicente Sáenz, explicó que este cuaderno, lo compró Rubén Darío en 1906.

Es un cuaderno de trabajo, con el que viajó durante dos años. Son dos años importantísimos en la vida de Rubén, porque fue cuando vino a Nicaragua; hace el famoso viaje triunfal a Nicaragua, después de quince años de ausencia”, reseñó.

Es especialista, detalló que en este cuaderno, el autor de Azul, escribe algunos versos a los poetas leoneses, que la agasajan.

“Los poemas tratan sobre el arte de la poesía; cómo vivir de la poesía. Después el cuaderno se lo lleva a Palma de Mallorca, y también escribe poemas preciosos, como 'La Canción de Otoño”, refirió.

En este maravilloso cuaderno, Rubén también empieza a escribir el primer capítulo de ‘La Isla de Oro’, una novela inacabada.

“Es un cuaderno muy bonito. Un cuaderno que estuvo muy cerca de él. Este cuaderno estuvo 40 años guardado en un baúl; lo conservó su compañera Francisca Sánchez, la compañera española con quien tuvo a su hijo heredero: Güicho”, detalló.

Sáenz, explicó que incluso, los editores argentinos querían comprar este cuaderno a Francisca.

“En Argentina se aprecia muchísimo la obra de Darío; en Chile le rogaron comprárselo, pero ella no quiso”, dijo.

En este sentido, expresó que Francisca quería mantener los documentos de Darío en conjunto, y ya al final, los acabó donando a la Universidad de Madrid.

“La universidad clasificó todo como pudo, y los tuvo desde 1956 hasta el 2016; y este año, en vista que es el Centenario del Fallecimiento de Rubén Darío, dejó hacer 100 facsímiles del cuaderno, para los estudiosos, y público en general”, indicó.

El investigador español, calificó este cuaderno como una maravilla, en la que también se aprecian algunos dibujos de Güicho, el único hijo del poeta nicaragüense.

“Vivo en Nicaragua, me interesa mucho Rubén Darío. Así que me traje el libro para acá. Me puse en contacto con la Alcaldía, y apoyó desde el primero momento toda esta iniciativa”, explicó.

Sáenz, dijo que a esta exposición se le ha dado cierta espectacularidad; y la misma tiene su colorido. A través de láminas, se expone no solo el cuaderno, sino también aspectos relativos a la vida del gran bardo.

La compañera Reyna Rueda, Secretaria General del Concejo Municipal de Managua, aprovechó para invitar a todas las familias nicaragüenses a visitar este hermosa exposición, en la Casa Museo Rubén Darío.

“La herencia que nos dejó nuestro poeta insigne, Rubén Darío, es invaluable. Es la primera vez que se exhibe este libro en América, así que nosotros nos sentimos muy privilegiados. Nos sentimos orgullosos de esta exhibición”, valoró Rueda.