La fiscal adjunta Ana Guido dijo que "la denuncia será enviada a México la próxima semana para que sea la justicia de ese país la que investigue".

El representante legal de la cadena televisiva mexicana Ramón Pérez Amador presentó la denuncia el 7 de septiembre en Managua contra los mexicanos detenidos por el delito de falsificación de logotipos.

A la vez, Pérez presentó un escrito ante el Fiscal General nicaraguense, Julio Centeno, rechazando la existencia de cualquier vínculo entre la compañía y los 18 mexicanos detenidos en Nicaragua el pasado 20 de agosto en poder de 9,2 millones de dólares.

El grupo ingresó por la frontera con Honduras en varios vehículos dotados de equipos de transmisión satelital y vistiendo camisetas con el logotipo de Televisa.

Esa cobertura les facilitó su desplazamiento por varios países de Centroamérica por donde se supone que movilizaban drogas y dinero producto del narcotráfico.

Guido dijo que la Fiscalía nicaraguense pedirá  para los acusados la pena máxima, que en Nicaragua es de 30 años de cárcel.

El juicio a los 18 mexicanos, entre ellos una mujer que se considera la líder del grupo, está previsto para el próximo 3 de diciembre.