Oscar de la Hoya considera que Saúl ´Canelo´ Alvarez es el mejor boxeador libra por libra luego de que este lunes, en una visita a ESPN, estableciera su escalafón, con los mejores pugilistas del momento, según su criterio, ubicando a Gennady Golovkin en el segundo casillero y mandando a Román ´Chocolatito´ González, hasta el cuarto.

En la opinión del exboxeador y hoy promotor de boxeo, su consideración tiene como sustento no solo las condiciones y cualidades técnicas de cada boxeador, sino también, la clase de rivales que han enfrentado en su carrera.

Y si bien este tipo de selecciones llegan a caer en áreas de subjetividad y pueden ser el simple resultado de gustos, preferencias y de diferentes visiones que pueden tenerse del boxeo, lo que sí es una realidad, es que ante los ojos de Oscar de la Hoya, el empresario, el promotor, el cabecilla de Golden Boy Promotions, no existe vuelta de hoja, en lo que se refiere a las condiciones para concretar un combate entre Canelo y GGG.

“En todas las promociones existe el factor A y el factor B y en este caso, Canelo es la parte A de cualquier negociación”, estableció Oscar.

“Porque estamos en la era del Canelo, es el momento del Canelo”, reiteró, y al tiempo de que, sin olvidar la capacidad del peleador kasajo, de que está invicto y es el monarca mundial indiscutido de peso medio, “Golovkin no vende” aseguró De La Hoya.

“En consecuencia, no estamos dispuestos a negociar con base a porcentajes, en esa promoción. Nosotros, llegado el momento, le vamos a hacer una oferta a Golovkin, una muy buena oferta, con la que ganará más de lo que nunca ha ganado en su carrera, y él decidirá si la acepta”.

“Esa oferta se le presentará a Golovkin cuando Saúl Alvarez esté listo para invadir la categoría de las 160 libras” condicionó Oscar. La idea sigue siendo que el tan esperado combate se realice en septiembre de 2017, aunque De la Hoya insistió en que la pelea no se firmará mientras Canelo no se sienta cómodo peleando en la categoría de los medianos.