La bendición y protección para cada uno de los miembros del Ejército de Nicaragua fue la plegaria de Su Eminencia Reverendisima Cardenal Miguel Obando y Bravo durante el acto de conmemoración del 37 Aniversario de constitución del Cuerpo castrense.

"Este Ejército es un ejército que trabaja diariamente comprometido con la paz y el desarrollo de nuestro país. Está compuesto por hombres y mujeres dispuestos a sacrificar hasta su propia vida por salvar la soberanía de nuestro país al igual que servir a nuestros hermanos en situaciones que lo ameriten", manifestó Su Eminencia.

En sus palabras de invocación al Altísimo el Cardenal Obando aprovechó a felicitar a los hombres y mujeres que integran las fuerzas armadas nicaragüenses, que con mucho amor y compromiso sirven al pueblo de Nicaragua.

"Esta tarde en la que celebramos el 37 aniversario de su fundación pedimos al Señor que vuelva su mirada hacia nuestras autoridades y nuestro Ejército, que derrame copiosas bendiciones sobre ellos para que siempre sean agentes de paz, solidaridad y desarrollo", expresó.

El Cardenal también elevó sus oraciones al Señor por el alma de aquellos que dejaron el mundo terrenal y que sirvieron de manera desinteresada a sus hermanos nicaragüenses.

"Bendice Señor a todos nuestros hermanos de las fuerzas armadas y sus familias, al General Julio César Avilés y la alta Comandancia para que ellos sientan tu alentadora presencia y experimenten la alegría del deber cumplido", añadió.