Madre Teresa de Calcuta fue proclamada Santa de la Iglesia Católica este 4 de septiembre en Roma, en una ceremonia de canonización presidida por el Papa Francisco.

”Mi sangre y mis orígenes son albaneses, pero soy de ciudadanía india. Soy monja católica. Por profesión, pertenezco al mundo entero. Por corazón, pertenezco por completo al Corazón de Jesús”, una de las tantas frases que regaló al mundo ésta Santa que entregó su vida al servicio de los desamparados en la Tierra, con ello entregó su cuerpo, alma y espíritu a Dios.

Misioneras de Madre Teresa en Nicaragua

En la actualidad, hay unas 4.500 misioneras en más de 130 países. Hoy en Nicaragua, 18 misioneras provenientes de Guatemala, España, Kenia, Ecuador, Vietnam e India dan pan al hambriento y de beber al sediento en el hogar de la Orden Madre Teresa, Misioneras de la Caridad, ubicado en Granada, en carretera norte y Ciudad Sandino en Managua.

“Nosotras estamos haciendo obras de caridad en diferentes maneras, tenemos un hogar de ancianos abandonados, tenemos una guardería, niños pequeños de madres que venden ambulante o madre pobres que no pueden pagar, tenemos comedor de indigentes, visitamos familias, ayudamos con provisiones a familias muy pobres”, manifestó la hermana Georgina Varkey, vestida con el tradicional sari, una prenda compuesta de color blanco con franjas azules.

Misioneras de Madre Teresa en Nicaragua

Al recordar la visita de Madre Teresa a Nicaragua, la hermana Varkey dijo “agradecemos mucho al presidente Daniel (Ortega) el gesto que tuvo de recibirla y permitirnos trabajar en el país”.

Unas 70 personas reciben alimentos cada tarde que son preparados por gente que entrega un poco de lo que poseen por amor al prójimo.

Misioneras de Madre Teresa en Nicaragua

Las hermanas asisten a enfermos, ayudan a niños que no pueden estudiar, como en el Mercado Oriental, donde llegan a buscar a los niños que trabajan recogiendo basura para que se integren a actividades culturales y de aprendizaje, además llaman a mujeres en riesgo para que se sumen a los talleres de costura, belleza y manualidades.

“Ella desde pequeña tenía ese deseo de ser Santa y con la gracia del Señor toda su vida trató de vivir en santidad y ahora llegó el momento de cumplírselo, la iglesia la pondrá en el altar para venerarla y pedir la intercesión de ella ante Dios”.

Misioneras de Madre Teresa en Nicaragua

“Nos sentimos muy alegres, no tenemos palabras para decirles lo que sentimos, estamos esperando ese día desde hace tiempo, pero es el momento en el que Dios lo ha puesto en este Año de la Misericordia y ella ha sido un mujer que ha vivido e impartido esa misericordia a los pobres y estamos contentas de tenerla en el altar y poder imitarla”.

Misioneras de Madre Teresa en Nicaragua

Encuentro con el Comandante Daniel Ortega

Han pasado 30 años del histórico encuentro entre el Presidente Daniel Ortega Saavedra y Madre Teresa de Calcuta, quien estuvo de visita en Nicaragua en noviembre de 1986.

Don Manuel Espinoza Enríquez, uno de los más importantes y destacados periodistas nicaragüenses, y además Ministro de Prensa durante la década de los 80, fue uno de los reporteros presentes en el encuentro.

Misioneras de Madre Teresa en Nicaragua

“En otra ocasión el Comandante (Daniel Ortega) había aceptado hablar con la Madre Teresa, entonces se originó una reunión que se produjo en una calle de Batahola, ella llegó en un vehículo y el Comandante se acercó y estuvieron platicando”.

“Luego se produjo una reunión más formal en uno de los despachos de la Presidencia de la República con la asistencia de periodistas. ¿Qué significaba todo eso? Que contrario a lo que decían los enemigos de la revolución, el Comandante Ortega personalmente y el Gobierno Sandinista eran abiertos a las obras de la fe cristiana, entonces el presidente la recibió con mucho gusto y le abrió las puertas de la cooperación para el Ministerio que venían desarrollando de caridad”, contó.

Misioneras de Madre Teresa en Nicaragua

“El Comandante Ortega estaba feliz con la Madre Teresa, fue más que cordial, muy contento el Comandante de tenerla en su despacho”, afirmó.

“El trabajo de Madre Teresa en Nicaragua en tiempos de la revolución, en tiempos del gobierno revolucionario que presidía el Comandante Ortega, todo eso es parte de la identificación de los principios de la revolución a favor de los pobres y el trabajo que estaba haciendo Madre Teresa a favor de los más desvalidos”, reflexionó Manuel Espinoza.

Misioneras de Madre Teresa en Nicaragua

“Dar hasta que duela y cuando duela dar todavía más”

María Lucía Alfaro de Bermúdez es una servidora de la Orden Madre Teresa, Misioneras de la Caridad que están regadas en los cinco continentes con el único objetivo de servir a los más necesitados.

María Lucía desde hace ya 20 años es parte del voluntariado en Nicaragua, ella junto a otras personas aportan no sólo alimentos y ropa a los ancianos, sino también su amor y entrega en nombre de Madre Teresa, servidora fiel de Dios.

Misioneras de Madre Teresa en Nicaragua

“Nosotras hacemos votos de obediencia, de castidad, votos de pobreza y votos de servicio a los pobres, lo que nos diferencia de las madres es que ellas están dentro y andan hábito y nosotras estamos en el mundo trabajando con nuestra familia”.

“Nos mueve a ayudar primero el amor a Cristo y segundo lo que hizo Madre Teresa, una gran mujer que creó una gran labor para servir al hermano, a ver al hermano necesitado en la que vemos la cara de Cristo”.

Misioneras de Madre Teresa en Nicaragua

Canonización de Madre Teresa

“Nos sentimos feliz de la vida, un gran honor y alegría para nosotros que el Señor haya conseguido que Madre Teresa suba a los altares como una santa, por eso nos sentimos felices y queremos seguir siempre ese camino que comenzó Madre Teresa”, manifestó María Lucía.

En este hogar se encuentra don Emmanuel de la Cruz Zapata de 58 años, él es uno de los 25 adultos mayores que viven bajo el cobijo de las hermanas misioneras.

Misioneras de Madre Teresa en Nicaragua

A lo largo de los años Emmanuel ha sentido de nuevo el amor de Dios a través de los cuidados de las misioneras de la caridad.

“Desde que vine yo aquí me siento bien porque en primer lugar no tengo a nadie, soy solo, ellas me recogieron hace seis años cuando estuve hospitalizado, recuerdo que fue la Madre Chovita del convento de Granada”.

Misioneras de Madre Teresa en Nicaragua

“Hoy me siento tranquilo, feliz de la vida porque estoy en mi hogar porque todos nos miramos como hermanos, nos brindan amor, cariño, tenemos todo, el que se queje es porque quiere”, expresó.

“Madre Teresa nació con esa vocación y Dios le dio ese don y gracias que se lo dio porque es la única que ha hecho tanto, yo rezo pidiéndole a ella, camino la oración de ella y los cantos”, dijo don Emmanuel apoyado en su andarivel.

Misioneras de Madre Teresa en Nicaragua

La curación de un hombre brasileño que sufría de abscesos cerebrales es el milagro por el que este 4 de septiembre es elevada a Santa Madre Teresa, quien nació en Albania con el nombre de Agnes Gonxha Bojaxhiu, bajo el seno de una familia católica.

En 1950, año en que adoptó la nacionalidad india fundó la congregación de las Misioneras de la Caridad. Madre Teresa falleció el 5 de septiembre de 1997 y fue beatificada por San Juan Pablo II, el 19 de octubre de 2003.