“El mensaje central de la Carta Pastoral de los evangélicos aglutinados en la Coordinadora Evangélica Nicaragüense, es un mensaje de motivación a todos los nicaragüenses a creer y confiar en este proceso electoral a depositar su voto con toda transparencia y con toda confianza”, valoró el reverendo Miguel Ángel Casco, presidente de la Coordinadora Evangélica.

Casco considera que los nicaragüenses en este proceso electoral, tienen la oportunidad de rearfirmar el líderazgo municipal y de igual manera el modelo que les ha permitido recobrar derechos.

"Es el momento de reafirmar el liderazgo municipal, reafirmar esos líderes de esos municipios, hombres y mujeres que ahora vamos a tener y lo decimos en la carta, por primera vez en la historia el 50 por ciento mujeres y en la ampliación de números  (de concejales) lo que va a traducirse en mayor beneficio de la población", expresó Casco.

Agregó que la Carta Pastoral Evangélica, insta a reconocer los programas sociales que el gobierno está desarrollando en todo los municipios y que la población vote por aquellos [email protected] que representen el sentir y el pensar de esos programas y proyectos, para que exista una consolidación y una integración eficaz entre el gobierno central y los gobiernos municipales.

También en esta carta se reconoce que “en este gobierno nosotros tenemos evidencia que hay una sincera vocación de servicios al más necesitado, no es una retórica, no es un elemento teórico, como alguien que se golpea el pecho y deja a su hermano herido junto al camino, sino que hay una sincera vocación de servicio”.

Se mostró satisfecho que la campaña electoral se está realizando en un clima de paz y tranquilidad, lo que se traduce que existe confianza en el proceso y quienes administran el mismo.

“Los partidos que están en esta contienda electoral están participando con mucha confianza y nosotros también si reconocemos que el presidente Daniel Ortega ha hecho un llamado a la observación internacional (y) la OEA ha aceptado entonces creemos que esa observación internacional, más la fiscalización que se haga a partir de la ciudadanía, a través de los partidos políticos, va a garantizar que estas elecciones sean transparentes, creíbles y deben ser aceptadas por todos los nicaragüenses”, dijo Casco.

Concluyó asegurando que no duda que la inmensa mayoría de evangélicos de Nicaragua, respaldan y apoyan el actual proceso revolucionario que promueve el FSLN desde el Gobierno de la República.

“Cuando nosotros expresamos ese sentir, es porque creemos que hay una inmensa mayoría de evangélicos que están respaldando este proceso”, citó el líder evangélico. La Coordinadora Evangélica dio a conocer el  pasado viernes su Carta Pastoral.