En la comunidad de Apawás ubicada en el municipio de La Cruz de Río Grande, se percibe mucho entusiasmo de la población que espera los trabajos del proyecto eléctrico Tumarín, una inversión que supera los mil millones de dólares.

A escasos 20 kilómetros de Apawás, dentro del inmenso verdor de las montañas de la zona central de Nicaragua, están instalados 13 campamentos tipo iglúes, de un total de 32 previstos en una primera etapa, los cuales están totalmente equipados.

Nuevo Apawás

Estos campamentos están siendo construidos y levantados por la empresa Centrales Hidroeléctricas de Nicaragua (CHN), cuyos representantes este fin de semana dieron excelentes noticias a los pobladores de esta comunidad.

El campamento está siendo construido con todas las condiciones de infraestructura para recibir a unos 500 trabajadores que empezarán a laborar en levantamiento topográfico, complementos de estudios sobre la fauna y flora del lugar, de tal manera de ir dando respuesta a las necesidades sociales de las familias.

Nuevo Apawás

Para el verano próximo se comenzará a construir el nuevo poblado de Apawás, así lo hizo saber Nelson Simoes, gerente socio ambiental de CHN, quien llegó a Apawás junto a otros funcionarios para dar fecha de construcción, pero antes la población debe ponerse de acuerdo en qué margen del río se va asentar la nueva ciudad.

En este campamento se trabaja para garantizar las telecomunicaciones, ya hay servicio de internet, se construyen caminos para el acceso de la maquinaria, hay servicio de lavandería, cocinas, comedores, se están instalando las oficinas administrativas, hay tanques con grandes capacidades de agua potable.

Nuevo Apawás

Eleazar Aguilar, ingeniero civil de CHN, explicó que en una primera etapa, estos campamentos muy bien equipados albergarán a 500 trabajadores de los 5 mil empleos que generará la construcción de Tumarín.

“Este es el campamento de obreros. Si pueden ver, así serán las literas donde ellos van estar descansando después del día de trabajo de la obra”, manifestó por su parte Fabio Sáenz, encargado de obra de CHN.

Nuevo Apawás

Un equipo de El 19 Digital estuvo en el campamento, para apreciar los avances que lleva, previo a recibir a los primeros trabajadores del total de 5,000 que necesitará el proyecto eléctrico Tumarín que aportará más de 200 megavatios de energía al desarrollo de Nicaragua.

Durante la visita recorrimos más de 20 kilómetros del majestuoso Río Grande de Matagalpa, vimos su exuberante belleza natural, sus aves migratorias, las cascadas que se forman en diversas partes del ecosistema y en medio de una llovizna logramos llegar a Apawás, un puerto de montaña, cuya actividad económica se centra en la producción de queso, granos básicos y el comercio local.

Nuevo Apawás

Simoes durante el recorrido nos mostró dónde será construida la mega obra, indicando que la parte sur del río seguirá su curso normal, pero en la parte norte se construirá un enorme lago artificial que tendrá una superficie de 167 kilómetros cuadrados, además de la represa y las turbinas generadoras de energía.

“Estamos en el poblado de Apawás y digamos que es el único núcleo urbano que va a ser afectado por la formación del embalse de Tumarín. La primera etapa de la intervención social fue la compra de la tierra, la indemnización de las casas, todos los terrenos fueron indemnizados y dentro de la indemnización está el compromiso de reposición de las viviendas y de los lotes, el permiso nos obliga a construir un nuevo poblado para la población de Apawás y ahora se tomó la decisión de avanzar decididamente, hemos tenido un apoyo muy grande del gobierno, a través del Presidente Daniel Ortega, nos apoyo en las iniciativas y vamos a empezar realmente a empezar la implantación (construcción) del poblado”, manifestó Simoes.

Nuevo Apawás

Un gran polo de desarrollo

Pero CHN no construirá cualquier poblado, será uno totalmente nuevo, que tenga todas las condiciones de infraestructura, seis iglesias evangélicas, católicas, un hospital primario, centros educativos, una moderna estación policial.

“El poblado que se va a construir es un poblado totalmente urbanizado, va a tener todos los servicios, todos los equipamientos, no lo que existe hoy aquí, se va a tener una escuela mejorada, un centro de salud mejorado, las condiciones son muy precarias acá, vamos a tener una policía, vamos a reponer las instalaciones del ejército, tendrá servicios de agua, de energías, servicios de telefonía, es decir es un poblado que nosotros consideramos será un polo de desarrollo de la región norte de aquí de Rio Grande Matagalpa”, mencionó Simoes.

Nuevo Apawás

Esa es la apuesta de CHN con el proyecto Tumarín, no solamente crear la hidroeléctrica, sino también una ciudad que se convierta en un polo de desarrollo para esta región central del país, que tiene un gran potencial agrícola, hídrico y ecológico, lo que permitirá aumentar la producción del país.

Pero la idea no es solamente darle un aprovechamiento agrícola e hidroeléctrico al proyecto, sino también turístico, recreativo y pesca.

Nuevo Apawás

“La verdad es que el proyecto no sólo sea que genere energía, sino que sea un proyecto que pueda traer el desarrollo fundamental para una región que realmente es muy carencial dentro de la estructura del país”, indicó Simoes, quien señaló que las familias asentadas en este Apawás saldrán únicamente cuando esté construida la nueva comunidad.

Simoes resaltó que Nicaragua tiene un enorme potencial de generar energía hidroeléctrica, tanto que en los próximos años se den otros proyectos similares que permitan al país exportar este rubro.

Nuevo Apawás

“Yo estoy contando que a finales de noviembre ya tenemos condición de trabajar, más en el periodo seco van a comenzar a entrar las máquinas para abrir e implantar la urbanización, o sea efectivamente iniciar la construcción del nuevo poblado”, añadió.

Durante un recorrido por la población, logramos conversar con las familias, todas ven con mucho optimismo la concreción del proyecto, porque reconocen que ayudará enormemente a cambiar la vida y por eso están apoyando a CHN, para que logre muy pronto desarrollarlo.

Nuevo Apawás

“De aquí le sale el cerdo, la ganadería, el queso, todo sale de aquí, de aquí mantenemos al resto de la población”, mantuvo Silvano Fernández, poblador de Apawás, al coincidir con Simoes, que la región tiene un alto potencial económico.

“Aquí el ecosistema es natural, pero el día que físicamente se construyan hoteles locales ideales para eso, creo que sí el turismo nos va a visitar más con el nuevo poblado que tiene características mejores (de las actuales)”, dijo Rolando González, presidente del comité de pobladores.

Nuevo Apawás

Se realizó una reunión en el colegio La Esperanza de la localidad, ahí se congregaron todos, mujeres, hombres, niños, niñas, ancianos, para escuchar a Simoes y las buenas nuevas que les llevó. También tuvieron tiempo de exponer sus inquietudes, sus dudas y se comprometieron a asumir las responsabilidades para permitir la construcción de caminos rurales en aquellas fincas privadas.

Nuevo Apawás

Alegría y entusiasmo

En las oficinas de CHN en Apawás, la población está acudiendo a firmar o certificar cuál es la zona en la que prefiere sea construida la nueva ciudad que tendrá 306 viviendas de diferentes tamaños.

Luego de que los pobladores expusieron sus puntos de vista, se lograron acuerdos que permitan dar más pasos en la decisión de construir.

Nuevo Apawás

“Ya con el nuevo proyecto, ya la gente se ubica en sus casas, por ende nosotros tendríamos más estudiantes, y los maestros no tendrían que emigrar”, sostuvo María Cárcamo, Directora del Colegio La Esperanza de Apawás, una de las más entusiasmadas con tener un centro educativo totalmente nuevo.

“Nuestra alegría es que el proyecto va, el proyecto se le mira con carácter positivo, es una cosa alentadora”, mencionó Inginio Padilla, representante de la palabra de Dios en este poblado.

Nuevo Apawás

Llamó a la población a unirse en torno al proyecto, de tal forma que se pueda ir preparando el futuro de las próximas generaciones de Apawás.

“Para nosotros es algo placentero, nos trae ya no una ilusión, sino que es algo real, ya no es un proyecto, muy pronto lo vamos a ver con nuestras vistas (…) y el hecho que los periodistas estén aquí nos demuestra la seriedad de que el proyecto va para beneficio de nuestras familias”, indicó Jorge Sánchez, líder evangélico, que aseguró que más del 80% de la población ha votado porque la ciudad se construya en el margen norte del Río Grande de Matagalpa.

Nuevo Apawás

En tanto Cecilio Sequeira López, otro dirigente rubricó su firma en los acuerdos con CHN, señalando que los inversionistas han demostrado la seriedad.

“Se está viendo un sol claro, cuando digo un sol claro, es que la empresa Tumarín nos va a cumplir, esperamos Dios primero, confiamos en la empresa, en el gobierno, que esto que se ha realizado de compromiso ya se mira una realidad”, comentó Sequeira.

Nuevo Apawás

“Para nosotros esto es una gran bendición este proyecto porque creo no se había visto nunca en Nicaragua, creemos que al haber ese proyecto Tumarín va a haber más empleo”, enfatizó, Juan Sequeira, Pastor de la iglesia de Dios de la Profecía.

A la par de esta respuesta a las familias, CHN ejecuta el Plan Social Ambiental de Protección de Flora y Fauna, trabajando con las especies vulnerables y la calidad del agua para la sostenibilidad del proyecto de energía renovable.

Nuevo Apawás

De acuerdo a los estudios, Simoes ha declarado que tienen registro de tres especies vulnerables: el mono araña, el cocodrilo americano, y la serpiente coral, por tanto se trabaja en programas especiales de atención a esas especies.

CHN también se ha comprometido dentro de su plan socio ambiental, a rescatar el patrimonio arqueológico, se impulsará el comercio y potenciará el turismo.