Previo a su retorno a su templo en Las Sierritas de Managua, la tarde de este 9 de agosto la imagen de Santo Domingo de Guzmán fue nuevamente arreglada con un hermoso arco de flores blancas y amarillas, trabajo que desde hace 25 años lleva a cabo la familia Gallo, quienes con mucho fervor pagan sus promesas a través de esta manera.

Con la presencia del pueblo creyente en Minguito y el sonido de los filarmónicos, la imagen fue vestida con más de 150 ramos de flores entre ellas tulipanes y girasoles, mismas que representan los colores de la bandera de la Iglesia Católica y la celebración del Año de la Misericordia.

“Desde hace 35 años soy miembro del Comité de Cargadores de Santo Domingo acá en Managua y hace 25 años me diagnosticaron un cáncer terminal, lo cual llenó mi vida de tristeza, sin embargo una esperanza de vida surgió y la deposité en manos de Dios y acá estoy lleno de vida sirviéndole a mi patrono. Este año la imagen además de las flores porta símbolos de la Misericordia, celebrando el año de la Misericordia a su vez” dijo José Luis Gallo.

Al igual que la familia Gallo, otros promesantes le bailaron a Santo Domingo en su último día de permanencia en la capital, asegurando que siempre le serán fieles al patrono que les ha brindado sanidad, unidad en sus familias pero sobre todo la vida y las fuerzas para acompañarlo en sus festividades.

“Mi niña nació con neumonía y con mucha fe le pedía mi Santo Domingo que la sanara y acá está viva tras siete años de su misericordia, mi promesa es traerla vestida de folclore y bailarle todos los 9 de agosto hasta que Dios me preste la vida” señaló Norma Calero.

“Gracias a Minguito hoy puedo celebrar junto a mi familia esta fecha tan especial para el pueblo católico. Hace ocho años mi patrono me dio una nueva oportunidad de vida pues sufrí un accidente de tránsito en el que perdí mi pierna sin embargo acá estoy vivo honrándolo y dándole gracias” expresó Camilo Hernández.

Los jóvenes también le dan continuidad a las tradiciones populares de nuestro pueblo, así lo demostró Miguel ángel García, quien bailó el son de los filarmónicos portando una réplica de Minguito.

Santo Domingo sanó a mi hermana, él intercedió ante Dios para que ella viviera y en pago a ese favor le bailo con mucho respeto y evangelizo a como lo hizo él, llevando la palabra de Dios donde aún no la conocen” dijo.

De esta manera la imagen de Santo Domingo se encuentra preparada para su retorno a Las Sierritas el 10 de Agosto, cuando todo el pueblo lo acompaña hasta su templo donde permanecerá por año.