La ciudad de Jinotepe se encuentra celebrando las Fiestas de Octava en honor a su Santo Patrono: Santiago Apóstol. Este año, las Fiestas de Octava contaron con la particularidad de que la procesión fue dividida en dos días, debido a la extensión de la ciudad y la necesidad de que las imágenes visiten la mayoría de los sectores y barrios de la ciudad.

El domingo 31 de julio, Santiago Apóstol, San Sebastián, San Marcos y San Antonio salieron en procesión acompañados de cientos de promesantes para recorrer los barrios del sector sur-oriental de Jinotepe. El recorrido inició a las 8 de la mañana y concluyó a las 7 de la noche.

A las 8 de la noche se rezó un Santo Rosario en la Casa Santiago, luego, el Comité de Mayordomía distribuyó nacatamales y buñuelos a las y los participantes. La noche terminó con el cielo iluminado gracias a los juegos pirotécnicos donados por la Alcaldía Municipal de Jinotepe. Entrada la noche, casi a las 11, los fieles acompañados de mariachis le cantaron la tradicional serenata a Santiago el Mayor en la puerta principal de la Parroquia Santiago.

A las diez de la mañana de este 1 de agosto, Monseñor Pedro Hernández Cantarero, (originario de Jinotepe) Obispo de la Provincia del Darién en Panamá presidió una Solemne Eucaristía en la Parroquia Santiago siendo acompañado de sacerdotes invitados y de la zona pastoral de Carazo.

Durante la celebración litúrgica el Obispo expresó su satisfacción de participar en las Fiestas Patronales del Apóstol Santiago: “Es para mí un honor como jinotepino participar en estas festividades religiosas en honor a nuestro Patrón Santiago. A todos los devotos y promesantes yo les invito a imitar las virtudes del Apóstol Santiago, a ser como él, seguir a Jesucristo y darlo todo por nuestra fe”, subrayó el prelado.

Luego de la Misa, las imágenes salieron en la tradicional procesión de Octava, la cual se desarrolla ocho días después del 25 de julio, día en que se celebró a Santiago Apóstol. La “Octava” de este 1 de agosto recorrió las principales calles de la ciudad de Jinotepe junto a un mar de promesantes y los bailes de las Inditas y los Diablitos de Santiago.

La procesión hizo una parada en la Casa Santiago, donde los promesantes pudieron disfrutar de un tradicional almuerzo ofrecido por el Comité de Mayordomía. En el recorrido de la procesión, no hicieron falta los devotos de “Chago”, quienes realizaban “alboradas” en sus casas entregando a los participantes el tradicional ajiaco, guiso, indio viejo, chicha de maíz, chicha de jengibre, entre otros platillos.

“Siempre acompaño al Patrón Santiago en la procesión del primer día del 25 de julio y el la octava. Es una promesa que tengo varios años de cumplir y los voy a hacer hasta que él me dé fuerzas, estoy muy agradecida por un milagro recibido por intercesión de Santiaguito”, expresó la señora Cristina López.

“La octava es una tradición muy propia de nosotros los jinotepinos, la imagen de Santiago y sus amigos recorren los barrios que no pudieron recorrer el 25 de julio y es muy importante el hecho de que ahora la octava se dividió en dos partes, de esta manera Santiago puede visitar los lugares que antes no iba. Yo siempre entrego chicha a las personas que con mucha fe, amor y devoción participan de la procesión”, dijo el señor Pablo Vargas.

Las procesiones y en general, las Fiestas Patronales de Santiago en Jinotepe se distinguen de las del resto del país por la poca cantidad de personas tomando licor en las actividades religiosas, las cuales se destacan por su fe, cultura y devoción.

La procesión de Octava de Santiago retornará a su Parroquia al caer la noche. El próximo sábado 6 de agosto se desarrollará otra procesión donde las imágenes visitarán el Sector de la Iglesia Nuestra Señora de Guadalupe. El domingo 7 de agosto concluyen las Fiestas Patronales de Jinotepe con el retorno de las imágenes a sus respectivas parroquias.