El Centro Meteorológico Nacional de China (CMN) decretó hoy una alerta azul por la cercanía de un tifón que afectará la provincia meridional de Guangdong durante la próxima semana.

Asimismo, las autoridades meteorológicas advirtieron de posibles inundaciones en zonas montañosas de regiones suroccidentales debido a intensas lluvias.

El tifón se localizó a unos 510 kilómetros de la costa de Manila, Filipinas, a las 17:00 hora local.

Los meteorólogos consideran que tocará tierra china el próximo martes con una velocidad de viento de 38 a 45 metros por segundo.

Además, el CMN alertó sobre fuertes lluvias que podrían causar inundaciones por las próximas 24 horas en zonas montañosas en algunas partes de la región autónoma del Tíbet y de la provincia de Sichuan, ambas en el suroeste.

China tiene un sistema de alerta codificado en cuatro colores donde el rojo representa el peligro más grave, seguido por el naranja, amarillo y azul.

A principios de mes las intensas lluvias e inundaciones asociadas al tifón Nepartak afectaron el territorio nacional, especialmente la parte sur.

En la provincia de Fujian, una de las más dañadas, Nepartak provocó al menos 69 muertos y pérdidas económicas por mil 500 millones de dólares.