La Jueza Segundo Penal de Juicios, Adela Cardoza, habría anunciado a eso de las diez de la noche del lunes, que daría el fallo de este juicio inmediatamente terminaran las intervenciones de los defensores, pero dado que 15 de los 21 acusados solicitaron hacer uso del derecho “a la última palabra”, ordenó suspender la audiencia y retomarla el próximo miércoles a partir de las dos de la tarde.

Entre los acusados que solicitaron tal derecho consignado en el actual Codigo Procesal Penal, se encuentra Henry Fariñas, supuesto líder de esta agrupación narco, sus hermanos Karla  y Pedro Fariñas Fonseca, así como el ex gerente del Club Elite Hugo Mauricio Jaen.

También solicitó ser escuchado en el banquillo de los acusados el ex magistrado liberal del CSE Julio César Osuna Ruiz y su hermano José Francisco Osuna Ruiz. También pidieron la palabra los acusados Henry Bermúdez, Marjorie del Carmen López Balladares, su esposa Douglas Gerson Flores, entre otros.

Abogados defensores: acusaciones un “pastel mal horneado”


Con la intervención del abogado Oscar Vargas, concluyeron los alegatos finales de los abogados defensores de los 21 acusados por los delitos de lavado de dinero, crimen organizado y transporte internacional de cocaína, mismos que a juicio de cada defensa no fueron comprobados por el Ministerio Público.

“Este fue un pastel mal horneado. Inflaron tanto esta relación de hechos que no tuvieron  la capacidad de demostrar todas las mentiras, no tenían pruebas suficientes y nunca pudieron sustentar estas mentiras”, expresó Roberto Cruz, defensor de los colombianos Javier Darío Eucastegui Collazo y Gonzalo Pérez, quienes fungían como los pilotos que supuestamente trasladaban droga de la organización que presuntamente lideraba Henry Fariñas, Alejandro Jiménez, alias El Palidejo y el ex magistrado liberal del CSE Julio César Osuna.

Cruz también defendió a Felipe Mendoza, quien es señalado de ser el chofer escolta de Alejandro Jiménez, alias El Palidejo, acusación que asegura no fue demostrada y se desvanece por si sola.

Este defensor basó su estrategia en la declaración de un supuesto médico colombiano que certificó que Javier Darío no pudo participar de los ilícitos, por estar convaleciendo de una supuesta artritis reactiva que le impedía movilizarse. Remató argumentando que todas las pruebas presentadas contra sus clientes eran falsas, ya que no podía estar en dos lugares diferentes al mismo tiempo.

En el caso de Felipe Mendoza, manifestó que nunca fue demostrado que era chofer o escolta de Jiménez. Al final de su intervención dijo que los colombianos deben ser extraditados a Colombia, ya que ahí tienen que enfrentar un juicio por el robo de una avioneta.

Alegan inmunidad para Osuna Ruiz

Esta maratónica audiencia inició con los alegatos finales del doctor Álvaro Martín Chicas Larios, defensor del ex magistrado liberal Julio César Osuna Ruiz, quien basó su estrategia argumentando que su cliente comenzó a ser procesado cuando aún estaba arropado por la inmunidad que le otorgaba su cargo de funcionario del ente electoral, hecho que a su juicio, anula todo lo actuado por la Policía Nacional.

Alegó que el Ministerio Público no demostró que Osuna cometió los delitos de transporte internacional de cocaína, ya que no hubo pruebas de droga. En cuanto a la acusación de crimen organizado, Chica Larios dijo que si bien Osuna recibía en su despacho a ciudadanos extranjeros o nicaragüenses, no se demostró que estos encuentros tenían un objetivo concreto de realizar un acto ilícitos.

En el caso de falsedad ideológica, Chica Larios aseguró que todas las cedulas encontradas al ex magistrado en su vivienda fueron tramitadas de forma legal y que no existe ningún peritaje que demuestre la contrario.

Y que en el caso de la cedula tramitada al costarricense Alejandro Jiménez, alias El Palidejo, Chica Larios aduce que no se comprobó que Osuna haya estado involucrado en su emisión, ya que los peritos policiales establecieron que las firma del ex magistrado no correspondía con las encontradas en los documentos presentados por el Ministerio Público como pruebas.

Chica Larios argumentó que los delitos de crimen organizado y falsedad ideológica deben de ser desechados por la judicial Adela Cardoza, ya que al momento de supuestamente realizarse en el 2006 y 2007 no estaban tipificados por el antiguo Código de Instrucción Criminal y que el actual Código de Procesamiento Penal entró en vigencia en el 2008.

Chicas Larios realizó sus alegatos finales como defensa del ex magistrado liberal, quien la semana pasada fue acusado por la fiscalía en sus señalamientos finales, de ser un “servidor del narcotráfico”, ya que utilizaba su despacho en el Consejo Supremo Electoral para cometer ilícitos, como elaboración de cedulas falsas a favor de ciudadanos extranjeros y trasladar millonarias cantidades de dinero hacia Costa Rica,

Lester Mauricio Búzano, abogado del hombre fuerte de la Harley Davidson Terán, argumentó que su defendido Guillermo Terán Caldera manejaba diferentes cuentas bancarias producto del giro de su negocio de importación de las lujosas motos norteamericanas.

La fiscalía en sus acusaciones presentó la testifical de una perito económica que afirmó que Terán Caldera abrió siete cuentas de ahorro para legitimar un millón 944 mil dólares y 2 millones 662 mil córdobas.

También hizo ver que en los vehículos y motos no se encontró droga, ni otros elementos que sustentaran las acusaciones de transporte internacional de estupefacientes.

De acuerdo a un informe financiero conclusivo de peritos de la Dirección de Investigaciones Económicas de la Policía Nacional, la supuesta estructura narco de Henry Fariñas, Alejandro Jiménez (El Palidejo) y otros 22 personas, presuntamente lavó más de 434 millones de córdobas y más de 10 millones de dólares, todo esto producto de la venta y compra de cocaína.

De este total detallado por los peritos económicos de la Policía Nacional, unos 165 millones 782 mil 414 córdobas se desconoce su origen y destino, así como de otros 4 millones 440 mil 863 dólares.

Ramón Rojas: No hay transporte internacional, en todo caso tráfico interno

Este lunes presentaron sus alegatos finales los abogados defensores del ex magistrado Julio César Osuna, José Francisco Osuna, así como el defensor de los colombianos, seguido de Pánfilo Orozco defensa de Karla “La Ñata” Jarquín.

El último en presentar sus alegatos fue el abogado Oscar Vargas, defensa de Henry Ramón Bermúdez Rivera, quien supuestamente importaba vehículos de lujo a pedido de Alejandro Jiménez, alias el Palidejo.

La semana pasada presentó sus alegatos finales, el doctor Carlos Chavarría, abogado del supuesto líder del grupo Henry Fariñas, de Pedro Fariñas, Carla Fariña y Hugo Jaens.

El doctor Ramón Rojas defendió a Norlan Marcelino Taisigüe Reyes, José Dolores Díaz Sarmiento, Guillermo Blandón y María Isabel Rayo.

Rojas estimó que  ninguno de los 21 acusados cometió el delito de transporte internacional de droga y que en todo caso sus defendidos Norlan y José Dolores estaban anuentes a admitir los hechos por tráfico interno de droga. Estas dos personas fueron detenidas en una vivienda en Praderas del Doral, lugar donde fueron encontrados 68 kilos de cocaína en una camioneta estacionada en la vivienda de Maryuri López Balladares y Douglas flores.

Carolina González ex asistente de Osuna Ruiz fue separada de la causa al declararse culpable del delito de falsedad ideológica, después de llegar a un acuerdo con el Ministerio Público.

El juicio contra la supuesta estructura narco liderada por Fariñas, El Palidejo, Osuna Ruiz y otros 21 acusados se encuentra en su recta final y se espera que antes de llegar al viernes brinde su veredicto de culpabilidad o inocencia.