La Cruz Roja estadounidense debió retirar un polémico afiche que tenía consejos para niños para tener medidas de seguridad en una piscina local, luego de acusaciones de racismo.

El póster, titulado "Sé cool, sigue las reglas", mostraba en dibujos diversas normas para asegurar una jornada tranquila, como no correr en los alrededores y estar siempre bajo la supervisión de un adulto.

Sin embargo, la mayoría de acciones negativas eran realizadas por menores de un color más oscuro, mientras que todas las acciones "cool" fueron hechas por infantes de piel clara.

El detalle fue denunciado por John Swayer, quien les escribió por Twitter luego de observar el diseño en un centro recreativo de Colorado.

La Cruz Roja le contestó poco después: "Gracias por mencionarlo. Lo estamos removiendo de nuestro sitio web inmediatamente y creando nuevos materiales".

Posteriormente, la organización emitió un comunicado lamentando lo sucedido: "Pedimos sinceras disculpas por cualquier malentendido, ya que absolutamente no era nuestra intención ofender a nadie". Además, señalaron que han discontinuado su distribución y solicitaron a las instalaciones acuáticas asociadas que quiten el cartel.

La Cruz Roja también retiró dos videos de la misma campaña que tenían la misma polémica: la niña de color era la culpable de faltar a las normas.