Que se haga justicia y una investigación hasta el final, sobre el fallecimiento de su hija, pidió Sandra González, madre de Lizandra Jarquín González (24 años), quien falleció el pasado viernes 17 de junio, al someterse a una operación de lipoescultura y aumento de glúteos en el Hospital Salud Integral de Managua.

“La verdad es que espero y confío en la justicia. Quiero hacer un llamado desde mi corazón, a la Primera Dama, la Compañera Rosario Murillo, para pedirle que se ponga en mis zapatos, y que ella oriente a las instituciones competentes para que se haga una investigación transparente”, dijo la madre, bastante consternada.

Al presentarse la tarde de este lunes a la Policía Nacional, para ampliar la denuncia de este caso, Sandra manifestó que lo importante es que se lleve un proceso de investigación hasta el final, sobre la muerte de Lizandra. Y que se sepa en realidad qué pasó al momento de la cirugía.

“Exijo que el personal médico que trabajó con este hombre, David Páramo, comparezcan. Quiero saber si se hicieron todos los recursos necesarios para salvar la vida de mi hija; que se cite al anestesiólogo; a las enfermeras; a todos los que participaron en la cirugía”, expresó.

Auxilio Judicial investiga caso a fondo

Sandra, indicó que la Policía Nacional ya se comprometió a investigar exhaustivamente. Y la Dirección de Auxilio Judicial (DAJ) está interviniendo ya este caso.

“La Policía me dijo que confíe, que ellos están haciendo su trabajo; también iré al MINSA a pedir una Auditoría Médica, dijo.

Explicó que, hasta donde ella tiene conocimiento, la DAJ, citó al doctor Páramo, y éste se presentó; por tanto se descarta que este haya huido al extranjero, como muchos especulaban.

“Este doctor (David Páramo) ya tiene antecedentes (de negligencia médica); está el caso de Alison Molina, quien se presentó a la vela de mi hija; y ella lamenta no haber hecho público su caso”, refirió.

Sandra pidió de forma reiterada que “se investigue, y que le quiten la licencia a David Páramo, porque él no puede seguir operando, ni haciendo más estragos”.

Amplían denuncia para que se haga justicia

Por su parte, Lester Rodríguez Herrera, esposo de la víctima, también acompañó a Sandra González, la tarde de este lunes, a realizar una ampliación de la denuncia por la muerte de Lizandra.

“Le estamos dando procedimiento a este caso, para que siga y se cumpla con la justicia. Porque hay muchos procedimientos que aparentemente no se hicieron, entonces estamos acá para que todo siga su curso”, sostuvo.

Dijo desconocer si el doctor Páramo fue citado por la Policía Nacional.

“Hasta donde yo tengo entendido, él (el doctor Páramo) no está detenido. Yo llamé hoy a Medicina Legal, para exigir cómo iba el dictamen médico-forense, pero todavía el patólogo no dio información”, refirió.

Salud Integral no entrega expediente clínico

Dijo que toda la familia de Lizandra, está a la espera que las autoridades sigan el procedimiento investigativo, tal y como se debe de seguir.

“Hasta donde yo tengo entendido, Salud Integral no ha entregado ningún expediente clínico. Y esto es lo que nos tiene inconformes. Porque este expediente debió haberse remitido en el mismo momento, pero hubo una retardación a este proceso”, manifestó.

Indicó que de acuerdo a sus abogados, este expediente clínico debió de haber sido entregado a las autoridades, por la causa del fallecimiento de Lizandra.

“Ella se estaba haciendo una cirugía estética, para verse bien, y luego sucede esto. Tiene que haber una explicación, y en el expediente, se tiene que explicar”, mantuvo.

Piden que se suspenda licencia a Páramo

El esposo de la víctima, explicó que el doctor Páramo dijo que Lizandra, al momento de la cirugía, tuvo dos paros cardíacos.

“El paro cardíaco fue producto que había grasa en la sangre; esto se fue directo a su corazón y le originó el paro cardíaco. Pero el doctor le debería de dar la cara a los medios de comunicación para explicar esta situación”, reiteró.

Lester Rodríguez, pidió al Ministerio de Salud (Minsa) que le suspenda la licencia para operar al doctor Páramo; puesto que ya tiene una causa abierta, por negligencia.

“Yo no le echo la culpa al gremio de médicos, porque hay buenos médicos; pero ese doctor (David Páramo), es el que ha causado toda esta situación”, dijo.

Indicó que como este caso ha sido expuesto a luz pública, y les han llamado muchas personas hasta del extranjero, esperan que se haga justicia.

El esposo de Lizandra, detalló que la cirugía, según los parámetros, iba a dilatar de 3 a 4 horas.

“Yo llevé a mi esposa a las 6:40 de la mañana, y luego me presenté en el hospital a las 12:30, y a esa hora me dijeron que todavía estaba en operación, agregó.