El Aissami explicó que el pasado 6 de agosto autoridades de Colombia informaron sobre la presencia del narcotraficante en territorio venezolano, por lo que fueron desplegados 14 equipos de inteligencia en tres estados y la capital.

Asimismo, “iniciamos la vigilancia de 69 teléfonos públicos en éstas entidades, porque era la vía como se comunicaba hacia Colombia para dirigir sus operaciones. Luego hicimos seguimiento a estos teléfonos, hicimos trabajos de inteligencia para determinar cuál era el objetivo, porque inclusive este señor en muchas ocasiones no realizaba las llamadas sino a través de terceros”, explicó el Ministro.

El Aissami acotó que Barrera se realizó múltiples cirugías para tratar de burlar a los organismos de inteligencia y al momento de su captura portaba un pasaporte colombiano con la identificación falsa de Lucumí José Tomás.

Manifestó que con esta detención “reivindicamos nuestra política contra organizaciones dedicadas al tráfico de drogas. Venezuela es país de referencia, por eso es que cuando Estados Unidos publica informes calificando a Venezuela como una nación que no colabora, respondemos en base a los resultados incuestionables que hemos logrado”.

Destacó que en la nación suramericana cuando existió convenio con la Administración de Cumplimiento de Leyes sobre las Drogas (DEA por su sigla en inglés) nunca fue detenido un jefe de organizaciones criminales, mientras que en los últimos años han sido detenidos 91 líderes.

En tal sentido, El Aissami recordó la captura de alias El Valenciano, Hermanos Buitrago, Pérez Henao y El loco Barrera, “todos detenidos por autoridades venezolanas y además bajo las premisas contempladas en nuestra política antidrogas”.

El titular del Interior y Justicia agradeció al Gobierno de Colombia por los 45 días de trabajo en el que fueron respetadas las soberanías, construyendo un camino de confianza, “porque antes era difícil compartir información tan sensible”.

Añadió que el “Loco Barrera” está siendo trasladado a Caracas (la capital) donde se le interrogará y profundizará sobre sus conexiones con posibles organizaciones delictivas. Posteriormente, “informaremos cuáles serán los pasos a seguir y actuaremos de acuerdo con lo que oriente nuestro presidente Hugo Chávez y la justicia de los países respectivos que lo requieran”.

Daniel Barrera, conocido como “El loco Barrera”, fue capturado en la víspera en la ciudad de San Cristóbal, estado Táchira (oeste), en una operación de inteligencia realizada por autoridades venezolanas y colombianas.

El ciudadano estaba solicitado por las autoridades de Colombia y Estados Unidos, con orden de captura con difusión roja dictada por la Organización Internacional de Policía Criminal (Interpol).

Durante una alocución al país el presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, afirmó que ésta “es tal vez la captura más importante de los últimos tiempos”.

“El Loco Barrera ha sido tal vez el capo más buscado de los últimos tiempos. 20 años dedicado a todo tipo de crímenes y alianzas perversas con paramilitares, las FARC (Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia) y con el narcotráfico”, expresó Santos, quien agradeció la colaboración de Venezuela en esta captura.