El volcán Poás presentó hoy tres nuevas erupciones freáticas con poca energía en su lago ultraácido, ubicado en el mayor de sus tres cráteres, indica un reporte del Observatorio Vulcanológico y Sismológico de Costa Rica (Ovsicori).

El informe precisa que las emanaciones ocurrieron entre las 06:00 y las 06:03 hora local y agrega que las columnas freáticas de materiales eyectados sobre el lago (agua, sedimentos, azufre fundido y fragmentos de roca alterada) son de poca altura, no sobrepasan los 50 metros sobre la cima del cráter.

Apunta que la red de sismógrafos del Ovsicori, que monitorea la actividad del volcán Poás, registró claramente tres señales sísmicas asociadas a estas pequeñas erupciones freáticas (explosiones de vapor y gas debida a la interacción abrupta entre el agua y roca muy caliente o entre el agua y el magma) de muy corta duración.

El volcán Poás viene mostrando desde principios de abril pasado un aumento en la emisión de vapor, gases, y calor magmáticos principalmente a través del lago, así como varias erupciones freáticas hasta ahora de pequeña altura (máximo unos 100 metros), señala el el reporte.

Añade que como resultado del aumento del transporte de vapor y gases desde el sistema magmático-hidrotermal que subyace bajo el cráter, resulta el hecho de que el lago está gris lechoso, con convección vigorosa, evaporación, y presencia de abundante azufre fundido en su superficie.

La temperatura actual del lago ácido es del alrededor de 50 grados Celsius, indica.

El Ovsicori sostiene que en este mes se registran en los alrededores del Poás algunos sismos VT (volcano-tectónicos) de alta frecuencia que ocurren en los volcanes a profundidades entre 1-10 kilómetros de profundidad y se asocian a estrés o rompimiento de roca por presión ejercida por fluidos -agua, líquidos, o magma.

Este constituye el segundo día consecutivo en que el coloso, uno de los cinco activos (Arenal, Irazú, Rincón de la Vieja y Turrialba) de los 112 existentes en esta nación centroamericana, presenta erupciones freáticas.

El volcán Poás es un estratovolcán activo de forma subcónica e integra el Parque Nacional de igual nombre que el coloso donde se hallan el Bosque Pluvial Montano y Bosque Muy Húmedo Montano Bajo.

Allí sobresalen cuatro hábitats principales: bosque nuboso, bosque húmedo, bosque achaparrado o enano y áreas con escasa vegetación en los alrededores del cráter. Además es el área silvestre protegida más visitada de Costa Rica.