El Gobierno de Nicaragua reiteró el derecho de los países a reclamar indemnizaciones, por las pérdidas y daños ocasionados por el cambio climático, a aquellos estados que son responsables del deterioro climático.

En un mensaje del Presidente de Nicaragua, Comandante Daniel Ortega Saavedra, leído por el Vicepresidente Omar Halleslevens, durante la Séptima Cumbre de Jefes y Jefas de Estado y de Gobierno de los Estados de la Asociación de Estados del Caribe (AEC), el Gobierno de Nicaragua afirma que "la única manera de asegurar los fondos requeridos para hacer frente a lo que nos espera es ejercer nuestros Derechos Legales de Indemnizaciones para las pérdidas y daños".

"Es imprescindible que tengamos indemnizaciones de los que han causado el problema para los Países que sin haberlo causado sufren sus consecuencias. Por esto hay de izar la bandera de indemnizaciones y luchar hasta lograrlas. Los Países ricos no quieren escuchar de pérdidas y daños o indemnizaciones. Es parte de su Estrategia de continuamente postergar tanto acción como financiamiento a que se opone Nicaragua tenaz y vigorosamente", señala el mensaje del Presidente Daniel a los jefes de estado durante la Cumbre de la Asociación de Estados del Caribe.

En su mensaje, el Presidente Daniel también manifestó el respaldo del Gobierno de Nicaragua al proceso de diálogo entre Cuba y Estados Unidos; al proceso de paz entre el Gobierno de Colombia y las Fuerzas Armadas Revolucionarias; reiteró su rechazo al juicio político que afronta la Presidenta de Brasil Dilma Rousseff; y condenó el asedio y agresión imperial contra el Gobierno de la República Bolivariana de Venezuela.

A continuación, presentamos íntegro el mensaje del Comandante Daniel Ortega:

MENSAJE DEL PRESIDENTE–COMANDANTE DANIEL ORTEGA
Y DEL GOBIERNO DE NICARAGUA

VII CUMBRE DE JEFES DE ESTADO Y/O GOBIERNO DE LA ASOCIACIÓN DE ESTADOS DEL CARIBE

PRESENTADO POR
S.E. GENERAL (R) OMAR HALLESLEVENS
VICEPRESIDENTE DE LA REPÚBLICA DE NICARAGUA

Señor Presidente :

Hoy vengo a esta VII Cumbre de la Asociación de Estados del Caribe a presentar la posición del Gobierno de Nicaragua y de nuestro Presidente, Comandante Daniel Ortega Saavedra, la que tengo el honor de dar lectura:

Señor Presidente :

Saludamos a la VII Cumbre de Jefas y Jefes de Estado y de Gobierno de los Estados, Países, y Territorios Miembros y Asociados de la Asociación de Estados del Caribe, a sus Comitivas y a los Observadores aquí presentes.

Saludamos y agradecemos al Presidente Raúl Castro Ruz y al Hermano Pueblo de Cuba por sus cálidas y finas atenciones en esta VII Cumbre y durante nuestra estancia en La Habana.

Saludamos y agradecemos al Comandante de la Revolución Fidel Castro Ruz por una Vida dedicada al Progreso de los Pueblos del Caribe y del Mundo.
Saludamos al Secretario General de la AEC, Sr. Alfonso Múnera, cuyo Período concluye este próximo mes de Julio, agradeciéndole por la excelente gestión que tuvo al frente de la Asociación.

Aprovechamos saludar a la nueva Secretaria General electa por el Consejo de Ministros en el marco de esta VII Cumbre, Dra. June Soomer de Santa Lucía, quien puede estar segura de contar con el apoyo de nuestro País para el éxito de su gestión al frente de la Asociación.

Señor Presidente :

Nicaragua, su Pueblo, su Gobierno, creemos firmemente en esta Asociación de Estados del Caribe (AEC), como Mecanismo de Diálogo, Concertación, Integración y Desarrollo de nuestros Pueblos. Nuestra convicción, esfuerzo y camino es fortalecernos, consolidarnos y seguir creciendo.

En este sentido recordemos que el Diálogo, la Convivencia Pacífica, la Tolerancia y la Auto-determinación de los Pueblos son Principios irrenunciables, y estamos obligados a mantenerlos, respetarlos y defenderlos ante quien o quienes osen menoscabarlos, alterarlos o desconocerlos.

Aprovechamos este espacio para saludar el Proceso de Diálogo entre Cuba y Estados Unidos para el establecimiento de las Relaciones Diplomáticas Bilaterales, el que debe conducir al inmediato levantamiento del inhumano bloqueo económico, comercial y financiero, así como a la devolución del Territorio de Guantánamo a su legítimo dueño, al Heroico y Digno Pueblo Cubano.

Asimismo expresamos nuestro apoyo a los Acuerdos de La Habana en este Proceso de Paz alcanzado por el Gobierno de Colombia y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC); así como, el establecimiento de Diálogo de Paz con el Ejército de Liberación Nacional (ELN).

Reiteramos nuestro rechazo e indignación ante el Juicio Político que afronta la Presidenta Constitucional de la República Federativa de Brasil, la Compañera Dilma Rousseff.

Finalmente rechazamos y condenamos el asedio y agresión imperial al Pueblo y Gobierno legítimamente constituido de la Hermana República Bolivariana de Venezuela. Ahora

batallando en contra de la posición injerencista adoptada por el Secretario General de la OEA, quien desde esa posición pretende discutir e inmiscuirse en los Asuntos Internos de nuestros Hermanos Venezolanos.

Nuestra Unidad es importante para protegernos en un Mundo peligroso. La creciente codicia del Capitalismo Global, particularmente en Medio Oriente y África, ha provocado guerras, creado, fomentado, cultivado y utilizado fanatismos y terrorismos, sembrando inseguridad, destrucción, y provocando todas las crisis, bélicas, alimentaria, ambiental, laboral, humanitaria, en proporciones y de consecuencias infinitas.

El desplazamiento forzoso y brutal de miles de personas, incluyendo Ancian@s, Niñ@s, Familias enteras, desde Países, antes de-sarrollados, como Siria, Libia, Irak y el África Subsahariana, pone al desnudo la verdadera naturaleza de las guerras, del terrorismo, y de los conflictos que vivimos, creados y fomentados por la avaricia del Imperio del Capitalismo Global.

Todos hemos afirmado que esta situación empeorará, si no actuamos juntos, para atender y resolver las causas de tanta zozobra, barbarie y catástrofe. Para tal efecto hay que fomentar Respeto, Paz, Seguridad Soberana, Justicia y Solidaridad entre Seres Humanos. Debemos responder ante esta bárbara intervención e interrupción, volviendo la Tranquilidad y el Derecho a la Prosperidad, en la Vida de millones de Familias, de Países y de Pueblos enteros.

Las crisis ecológicas tienen el mismo fondo: la creciente codicia del Capitalismo Global que plantea la acumulación de capitales sin fin, sin límite y sin sentido, en un Planeta de recursos limitadas y degradadas. En cuanto al Cambio Climático hemos alcanzado lo que los Científicos han denominado como “el inicio de Cambio Climático peligroso”. Con la excepción honrosa de Kioto, que no resultó, todas las otras Cumbres COP han simplemente postergado enfrentar la realidad. Incluso los resultados del Acuerdo de París nos llevan a más de 3°C en promedio mundial, lo que implica de 4°C a 6°C en nuestros Países tropicales.

Esto nos va a llevar a pérdidas y daños exponencialmente peores de aquellos que hoy en día enfrentamos. No hay Voluntad Política de financiar las pérdidas y daños.

La única manera de asegurar los fondos requeridos para hacer frente a lo que nos espera es ejercer nuestros Derechos Legales de Indemnizaciones para las pérdidas y daños.

A 1°C ya estamos en los tres años más calientes desde que comenzaron los registros oficiales: 2014, 2015, 2016. También todo el hielo polar y glacial está derritiéndose. Acabamos de tener El Niño más fuerte desde 1950 con las sequías e inundaciones del caso en diferentes regiones. Si esto es el caso con más de 1°C, ¿realmente queremos arriesgar un Mundo de más de 3°C promedio con pérdidas y daños exponencialmente peores? En estos escenarios no podemos contar con financiamiento tradicional nacional o internacional para resolver.

El Comandante Fidel Castro Ruz en su mensaje al Séptimo Congreso del Partido Comunista declaró: “¿Quién va a alimentar a los Pueblos sedientos de África sin tecnologías a su alcance, ni lluvias, ni embalses, ni más depósitos subterráneos que los cubiertos por arenas? Veremos qué dicen los Gobiernos que casi en su totalidad suscribieron los compromisos climáticos”.

Por esto es imprescindible que tengamos indemnizaciones de los que han causado el problema para los Países que sin haberlo causado sufren sus consecuencias. Por esto hay de izar la bandera de indemnizaciones y luchar hasta lograrlas. Los Países ricos no quieren escuchar de pérdidas y daños o indemnizaciones. Es parte de su Estrategia de continuamente postergar tanto acción como financiamiento a que se opone Nicaragua tenaz y vigorosamente.

Muchas gracias, Señor Presidente.

4 de Junio de 2015
Comandante Daniel Ortega Saavedra
Presidente de la República de Nicaragua