La Fiscal Auxiliar, Alicia Solís Díaz, aseguró que como Ministerio Público solicitarán ante el judicial que lleve el proceso contra Rodolfo José García Valenzuela, alias el “Popo”, la pena máxima por el crimen de la joven esteliana Xiomara Cruz.

“Aunque la defensa del acusado haya solicitado la valoración psicológica y quiera alegar demencia el Ministerio solicitará la pena máxima”, declaró Solís Díaz al señalar que las valoraciones médicas del Instituto de Medicina Legal es un auxiliar en la investigación tanto para la Policía Nacional como para el Ministerio Público, como lo establece el Código Procesal Penal vigente.

Añadió que cuando el Ministerio Público solicita un dictamen del acusado, este sirve para demostrar los hechos criminales y que la valoración psiquiátrica en la mayoría de los casos arroja que los delincuentes al momento del hecho eran capaces de discernir y comprender su conducta, por tanto se ha demostrado en la mayoría de los casos que los criminales no son enfermos mentales.

“El Instituto de Medicina Legal no puede estar emitiendo dictámenes a solicitud y antojo de todo abogado, ni en la etapa del proceso que se le plazca, sobre todo cuando han ocurrido hechos de tanta conmoción social donde abogados inescrupulosos quieren hacer creer que su defendido está loco y nuestros jueces giran oficios sin revisión”, señaló la Fiscal.

Solís explicó que estos dictámenes no pueden ser solicitados antes de la audiencia preliminar ni antes de los diez días, sino en el momento procesal para hacerlo durante el intercambio de información y pruebas tal como lo contempla el Arto. 205 del Código Procesal Penal.

“Como Ministerio Público hacemos un llamado a ser más responsables, tanto a los jueces como a los médicos forenses. A los primeros a ser más cuidadosos al momento de girar los oficios y a los médicos en relación a la emisión del dictamen, debemos pensar en la víctima, en la población. La sociedad debe sentirse segura del trabajo de las instituciones. Debemos luchar contra la impunidad”, manifestó.

La Fiscal Auxiliar detalló que en el caso de la joven Xiomara la institución cuenta con los medios de convicción necesarios para sostener en el desarrollo del juicio que el acusado ha actuado con ensañamiento, de manera alevosa en contra de la vida de la joven Xiomara.

“Por esa razón no vamos a tolerar la impunidad. El Ministerio Público va a solicitar la pena máxima de 30 años de prisión […] no vamos a tolerar impunidad en este ni en ningún otro hecho delictivo que atente contra la vida de las personas ni en ningún otro hecho grave en los cuales el Ministerio Público tiene el deber y la obligación de acusar”, puntualizó.