La policía chilena detuvo hoy en la ciudad de Coyhaique, en el sur, a un hombre acusado de arrancarle los ojos a su pareja y de provocarle una fractura de cráneo y golpes hasta sacarle casi todas sus piezas dentales, en una agresión que aparentemente fue provocada por los celos.

El individuo fue identificado como Mauricio Ortega, quien fue aprehendido junto a un amigo. Ambos fueron conducidos a un cuartel policial para ser interrogados por orden del fiscal Luis González, difunde hoy la página electrónica de la radio Cooperativa.

La víctima, identificada como Nabila Rifo, de 28 años, y madre de cuatro hijos de entre 8 y 14 años, fue trasladada inconsciente hasta el hospital regional de Coyhaique.

El caso causó gran indignación en la comunidad de Coyhaique, a 1.708 kilómetros al sur de Santiago, y motivó varias marchas por el centro de la ciudad y hasta el recinto asistencial bajo la consigna “Ni una menos”.