Este sábado se ha producido en Moscú una multitudinaria pelea en un cementerio que dejó al menos tres fallecidos y en la que se han visto involucradas más de 400 personas, algunas de ellas armadas con bates, palos y barras de metal, informa la agencia TASS. La Policía ha confirmado que entre los fallecidos no se encuentran miembros de las fuerzas del orden.

Según la versión inicial, una disputa del territorio habría sido la causa del conflicto. Cerca de 50 personas han sido detenidas y las autoridades han iniciado una investigación especial del caso. Según testigos, durante la pelea se escucharon varios disparos.