La población de la vaquita marina, un cetáceo en peligro de extinción del Golfo de California, se ha reducido a sólo 60 individuos, reportó el viernes el gobierno de México.

De acuerdo con el último estudio de la población de la vaquita marina, el cetáceo más pequeño y amenazado de las 128 especies que hay en el mundo, llevado a cabo de septiembre a diciembre del 2015 sólo quedan vivas “alrededor de 60 vaquitas en el Alto Golfo de California”, señaló la secretaría de Medio Ambiente (Semarnat) en un comunicado.

En 2014 “sobrevivían 97 vaquitas, lo que quiere decir que 40% de su población se perdió en el último año”, apuntó a su vez en un comunicado divulgado este mismo viernes el Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF) en México.

La disminución de la población del cetáceo ocurrió a pesar de la estrategia desarrollada por el gobierno para proteger la especie, que consistió en ampliar el polígono de protección en el Alto Golfo de California, que pasó de 126.000 a 1,3 millones de hectáreas para garantizar la cobertura del área de distribución de la especie, de acuerdo con datos de la Semarnat.

Una de las razones que ha puesto a su especie en peligro de extinción es el uso de redes de arrastre que utilizan los pescadores de la zona, según el Comité Internacional para la Recuperación de la Vaquita (CIRVA).

Otro factor que amenaza a la vaquita marina es la pesca ilegal del pez gigante conocido como totoaba y su demanda en el mercado asiático, así como el uso de artes de pesca para camarón y escama.

Al presentar los resultados sobre la población de la especie, el titular de la Semarnat Rafael Pacchiano, aseguró que “se trabaja de manera coordinada y comprometida para impedir la pesca ilegal de totoaba en la zona de resguardo”.