Los becarios y residentes nicaragüenses en Taiwán se encuentran a salvo, tras un fuerte sismo y sus réplicas que sacudieron la isla asiática en horas de la noche del miércoles en Managua.

El primer movimiento fue de 5.8 grados, seguido de al menos cuatro réplicas, la mayor de ellas de 5.5 en la escala de Richter.

La embajada nicaragüense en Taiwán se puso en contacto con los becarios y residentes nicaragüenses en la isla para verificar su situación.

Afortunadamente, todos se encuentra a salvo, reportándose como única incidencia el caso de una estudiante de la Universidad Hsinhua, en la ciudad de Hisnchu, quien reporta que las paredes de su dormitorio se agrietaron.

En el caso de los estudiantes que se encuentran cursando estudios en el área donde fue el epicentro, reportaron estar bien, tan sólo asustados por el fenómeno, asegura un informe dado a conocer por el Gobierno.

La Comisión Nacional de Desastres de Taiwán estima que podrían darse más réplicas en los próximos días.