El Cardenal Leopoldo Brenes, máximo representante de la iglesia católica en Nicaragua, manifestó que los obispos del país desean que el proceso electoral que transcurrirá en los próximos meses se desarrolle en tranquilidad.

Señaló que en primer lugar él espera el desarrollo de una campaña electoral sin presiones.

"Y que cada uno de nosotros pueda aportar nuestras ideas y ojalá que el día 6 (de noviembre) por la tarde vayamos a acostarnos con tranquilidad; y el día 7, no se si habrá vacaciones, si hay vacaciones que la disfrutemos con tranquilidad y que todos podamos regresar a nuestros trabajos a seguir construyendo una paz en progreso, desarrollo, prosperidad, justicia, libertad y amor", indicó.

Recordó que las elecciones son un derecho ganado por los nicaragüenses.

"Yo creo que ya terminaron los tiempos que se cambian los presidentes a través de la violencia, a través de la guerra, a través de las confrontaciones. Creo que hoy los países latinoamericanos están desarrollando las elecciones para nombrar sus autoridades y yo creo que nosotros los nicaragüenses debemos también hacer eso", valoró.

Además señaló que la campaña previa a las elecciones no debe convertirse en un campo de batalla.

En ese sentido, dijo que los medios de comunicación juegan un papel importante en crear toda una conciencia de responsabilidad y de respeto en nuestras ideas políticas.

Por su parte, Monseñor René Sándigo, Obispo de la Diócesis de Juigalpa, dijo que los electores no deben dejarse llevar por propuestas o discursos dañinos.

"Hay que dejarse llevar con objetividad por aquello que sea el Bien Común para todos los nicaragüenses, el bien para todos. En la medida en que más seamos Unidos y trabajemos por causas comunes y las propuestas vengan así en favor de todos los nicaragüenses en ambiente de paz y justicia, en esa misma medida mejoremos", valoró.

"Por eso nuestro llamado es ése al pueblo de Dios. Vivamos este tiempo de preparación para las elecciones con mucha receptividad y sobre todo pidiéndole a Dios mucha luz para que Él nos indique qué es lo mejor para nuestro país", concluyó.