Con un minuto de silencio y con el respeto debido, los alcaldes y alcaldesas de todo el país rindieron un homenaje póstumo a la compañera Esmilda Bravo (Q.E.P.D) quien fungiera como alcaldesa en el municipio de San Lorenzo, Boaco y quien falleciera el pasado jueves.

Muchos la recuerdan como una mujer ejemplar, dedicada a la causa revolucionaria y entregada a su pueblo, por quien trabajó para brindarle una mejor calidad de vida y hacer realidad la restitución de sus derechos.

“Siempre fue una alcaldesa preocupada por el fiel cumplimiento de los programas y proyectos orientados por nuestro Comandante Daniel Ortega. Dentro de sus sueños estaba la independencia de Tecolostote como municipio, la inauguración del Mega Parque de Tecolostote para que los niños disfrutaran de una recreación sana, soñaba con la continuidad de nuestro gobierno y la llegada de programas que beneficiaran a las familias de su municipio”, refirió Sadrach Zeledón, alcalde de Matagalpa.

El legado que hoy deja a su comunidad la compañera Bravo servirá para que muchos de los que compartieron con ella en su espacio de trabajo, den continuidad a cada uno de los programas y proyectos que sin duda garantizarán una vida más digna a los habitantes de San Lorenzo.

“Esmilda nos dejó el legado de unidad en la familia sandinista y del pueblo en general, ser ejemplar y apreciada, integrada en todos los programas impulsados por nuestro gobierno así como la práctica en valores humanitarios y el compromiso con los más desposeídos, así como el protagonismo de las mujeres a como lo fue ella” finalizó Zeledón.