Aunque por años Centroamérica y Panamá han debido afrontar el tema de la desnutrición, ahora a este problema se ha sumado el de la obesidad, la cual tiene que ver con la mala nutrición y por tanto con un serio problema de salud pública.

Consciente de ello el Consejo Directivo del Instituto de Nutrición de Centroamérica y Panamá (Incap) se reunió este viernes en Managua, Nicaragua, buscando como fortalecer los mecanismos de trabajo conjunto para afrontar esta problemática.

Centroamérica debe enfrentar no solamente la desnutrición sino también el sobrepeso en sus poblaciones

“Los países en vías de desarrollo como los nuestros no solamente tienen problemas de desnutrición. Problemas nutricionales de obesidad y sobre peso que antes eran únicamente de los países desarrollados también se ven aquí”, explica Francis Contreras, Vice Ministro de Salud de Honduras, país que durante la reunión traspasó la presidencia protémpore del organismo a Nicaragua.

“Esto nos lleva a que no solamente tenemos que preocuparnos por una cantidad adecuada de alimentos, una producción de alimentos, sino un tema educativo que nos lleve a que la población sepa qué alimentos consumir, tener una dieta saludable porque no solamente es un tema de peso, la buena o mala nutrición puede estar relacionada y de hecho está relacionada diretamente con enfermedades crónicas no transmisibles”, apunta Contreras.

Centroamérica debe enfrentar no solamente la desnutrición sino también el sobrepeso en sus poblaciones

En este sentido, la Ministra de Salud nicaragüense, Sonia Castro, considera que son desafíos para las naciones del istmo garantizar una buena producción como también la calidad de los alimentos que está consumiendo la población.

Castro refiere que en el caso de Nicaragua la estrategia de nutrición tiene como objetivo mejorar no solo los niveles de producción sino también que estos sean lo más sanos posibles.

Centroamérica debe enfrentar no solamente la desnutrición sino también el sobrepeso en sus poblaciones

Destaca además otros programas de fundamental importancia como la Merienda Escolar, el censo nutricional en las escuelas y a nivel nacional, y el fortaleciendo de las capacidades productivas de las mujeres en barrios y comunidades

“Hay una constante vigilancia para valorar qué debemos hacer y dónde tenemos nuestros mayores problemas para salir adelante en esta lucha”, señala Castro.

La Ministra asegura que aún con la grave sequía que ha afectado al país, éste ha tenido un sobrecumplimiento en las metas de producción, de tal forma que para este 2016 las expectativas son más positivas si se toma en cuenta los buenos pronósticos del invierno.

Centroamérica debe enfrentar no solamente la desnutrición sino también el sobrepeso en sus poblaciones