Las políticas y mecanismos de prevención que impulsa el Gobierno Sandinista, han sido claves y han generado resultados muy positivos en la batalla y ofensiva contra las epidemias en Nicaragua, valoró este miércoles el doctor César Castillo, Director del Centro de Salud Pedro Altamirano, en Managua.

“Esta es una lucha de no parar contra la reproducción del mosquito que transmite el dengue, chikungunya y zika. Por mandato de nuestro Presidente (Daniel Ortega), desde el Ministerio de Salud (Minsa), con la comunidad organizada, seguimos fortaleciendo las medidas de prevención”, aseguró.

En este sentido, destacó que Nicaragua ha sido ejemplo país con su Modelo de Salud Familiar y Comunitario en la región Centroamericana, cuyo eje de acción, en la prevención contra las enfermedades, es la organización y participación activa de la misma población.

“Sabemos que el dengue ha causado muerte, y sigue causando muertes, por eso todos nos hemos venido sumando, porque sabemos que la salud es responsabilidad compartida”, sostuvo el doctor Castillo, al desarrollar una intensa jornada antiepidémica desde el barrio Grenada, donde se abatizaron y fumigaron unas 500 viviendas.

A este arduo trabajo, se han venido sumando los Gabinetes de la Familia, Comunidad y Vida, además de la juventud nicaragüense, quienes visitan casa a casa a los pobladores de barrios y comunidades, haciendo conciencia que solo unidos pueden derrotar las epidemias.

“Desde el núcleo familiar tenemos que fortalecer esa conciencia, y lo hacemos limpiando nuestros hogares, libres de depósitos que puedan convertirse en criaderos. Los demás países han reconocido que el modelo de salud familiar y comunitario que tenemos, ha sido efectivo para detener la proliferación de estas enfermedades”, aseguró el especialista.

La compañera Marisol Flores, quien forma parte del Gabinete de la Familia del barrio Grenada, aseguró que las jornadas antipedémicas en este sector del distrito V, han sido sistemáticas, y es precisamente por este trabajo que las enfermedades en niños, embarazadas y adultos mayores, han venido reduciéndose considerablemente.

“Aplaudimos el trabajo de estos brigadistas de salud; y las jornadas de vacunación que desarrolla el Ministerio de Salud (Minsa), para contribuir a estar sanos. Nosotros vamos casa a casa, motivando a las familias a contribuir con buenas prácticas de higiene”, expresó.

De igual forma, la pobladora Jessenia Gutiérrez, indicó que como coordinadora manzana-cuadra, tiene por misión estar atenta a los diferentes casos febriles que se vayan registrando en su barrio (Grenada), y remitirlos a las unidades de salud más cercanas, contribuyendo de esta forma a tener una comunidad más sana, con un mejor ambiente lleno de salud y vida.