El Primer Ejercicio Nacional Frente a Desastres, orientado por el Gobierno de Nicaragua se desarrolló exitosamente en la Gran Sultana, donde trabajadores de las instituciones y población en general participaron activamente acatando las orientaciones de las autoridades de fuerza civil.

En el caso de la Alcaldía del Poder Ciudadano de Granada, los trabajadores abandonaron el edificio en completo orden, ubicando sus manos sobre sus cabezas y reguardando sus vidas en espacios considerados de seguridad.

Este ejercicio viene a fortalecer además los planes familiares de respuestas ante una amenaza de la naturaleza, lo que es considerado de suma importancia para el Comandante Everth Marenco, Jefe del Benemérito Cuerpo de Bomberos de Granada, quien dijo que ellos acudieron al llamado y dieron respuesta a algunos escenarios que ya estaban planificados como el traslado de pacientes que sufrieron lesiones productos de derrumbes y sofocación de incendios.

“Esto viene a fortalecer los conocimientos de las personas, porque uno actúa al momento por lo que conoce, por lo que sabe, incluso muchas veces se hace reflejo inconsciente, entonces es necesario practicar y practicar para que respondamos a la emergencia, a pesar del choque del siniestro podamos dar respuestas y salvar muchas vidas y propiedades”, dijo Marenco

En los distintos escenarios se observó cómo la población ha logrado ir poniendo en práctica las enseñanzas que han aprendido en los simulacros anteriores, aunque algunos ciudadanos como el señor Fernando Urbina, todavía se tiene que continuar afinando algunos detalles, sin embargo considera positivo la participación de la población en estos eventos.

Los principales lugares donde se vio mayor participación fueron en aquellos donde existe mayor conglomeración de personas, entre ellos el mercado municipal, hospital, supermercados, entre otros, donde además se observó la participación de todas las instituciones que conforman el SINAPRED.