Nicaragua firmó con autoridades de COCESNA e INDRA en Madrid, España el contrato para la fabricación de un radar primario.

Según informó el director del Instituto Nicaragüense de Aeronáutica Civil (INAC), Carlos Salazar, este radar será entregado al Gobierno de Nicaragua en octubre de 2017 para que entre en operación.

"Este radar primario viene a darnos mayor seguridad a nuestras operaciones, viene a hacer más eficiente el uso del espacio aéreo, tanto para dar más facilidades a los operadores de las líneas aéreas, vuelos privados, vuelos de ejecutivos".

El día jueves 16 arriba a Nicaragua la primera delegación española que estará trabajando en conjunto con el personal del INAC y el personal del COCESNA en la revisión de todo el cronograma de eventos que se van a llevar a cabo hasta concluir el día de la instalación del radar.

Salazar reiteró que este radar fortalece la seguridad de la aviación nicaragüense.

Habrá un periodo de capacitación al personal de tráfico aéreo y de mantenimiento que será brindado por el COSESNA.

“En la feria en España estaban los fabricantes de productos aeronáuticos y sobretodo sistemas de comunicación y vigilancia como son radares primarios y secundarios, en esta feria fue un proceso largo de negociación, buscando cómo tener la tecnología más reciente y que nos haga cumplir con las normas internacionales a futuro, ya que en el 2020 debemos tener los equipos de vigilancia, control y regulación del tránsito aéreo de los aeropuertos”, comentó Salazar.

En la firma de este contrato participó el señor Rafael Gallegos que es el vicepresidente de INDRA; el Vicepresidente ejecutivo de COCESNA, Jorge Vargas; y por el estado de Nicaragua el director del INAC, Carlos Salazar.

El radar primario también tiene la capacidad de detectar aquellos aviones que viajan ilegales, facilitando su ubicación.

“Se sabe que Nicaragua es un referente en materia de seguridad operacional y sobre todo por los niveles de cumplimiento con las normas de la OACI”, reiteró el director del INAC.

Actualmente, Nicaragua posee un radar secundario que trabaja a bordo de las aeronaves, firmado en el 2010, además se instaló un centro de control moderno, seguidamente en el 2013 se instaló un radar meteorológico, todo ello vino a fortalecer la seguridad de la aviación civil.