En los últimos 246 años de observación de cuerpos celestes, no ha habido un cometa que se haya acercado más a la Tierra.

Se trata del P/2016 BA14, un gran roca espacial que viaja acompañada de su gemelo: el cometa 252P/LINEAR 12.

Ambos cometas viajan en una órbita parecida y alcanzarán su punto de mayor aproximación a nuestro planeta los días 21 y 22 de marzo de este año, reporta el sitio Earthsky.

El primero en acercarse será el 252P/LINEAR 12, que alcanzará el día 21 una distancia de unos 5,3 millones de kilómetros de la Tierra, es decir unas 14 veces la distancia que hay con la Luna.

Al principio, se pensaba que este cometa viajaba solo, pero astrónomos del observatorio Pan-STARRS, ubicado en Hawái, descubrieron que tiene un gemelo.

Esta roca gemela se pensó primeramente que se trataba de un asteroide y lo bautizaron 2016 BA14, hasta que descubrieron que generaba una cola y decidieron rebautizarlo como P/2016 BA14.

Este último será el que, el día 22, se acercará a nosotros a una distancia de tan sólo 3,5 millones de kilómetros, es decir unas nueve veces la distancia que hay entre la Tierra y la luna.

Esta distancia es la más cercana que ha logrado un cometa en los últimos 246 años y es la tercera más próxima de un cometa a nuestro planeta desde que tenemos registros de observación.

Desafortunadamente, debido al tamaño del P/2016 BA14 y la distancia respecto al sol, este cometa sólo podrá observarse con telescopios.

Aunque por otro lado, los científicos piensan que existe la posibilidad de que el 252P/LINEAR 12 produzca algunos meteoritos entre el 28 y el 30 de marzo.