La entrega se realizó en el Centro Espiritual Betania y estuvo a cargo del Padre Neguib Eslaquit, quien compartió un mensaje de esperanza, misericordia y solidaridad con todas las personas que asistieron a la actividad.

En su mensaje, el sacerdote expresó que solo las personas que aman han conocido a Dios, “porque Dios es Amor” y Jesucristo es el rostro misericordioso de Dios, pero además “es Dios mismo amando con corazón de hombre”.

Eslaquit explicó el verdadero significado de la Misericordia de Dios la cual se traduce en Amor y Solidaridad. “Significa el Amor concreto en acciones”, dijo agregando que el Gobierno del Presidente Daniel Ortega está realizando ese tipo de acciones  “en tantas áreas que se están restituyendo  los derechos, en la salud, en la educación, en el trabajo digno, en la búsqueda más fuerte de la inversión nacional  y extranjera para que Nicaragua siga adelante desarrollándose”.

El Padre Eslaquit explicó a los beneficiarios que la reunión previa a la entrega de los planes techos fue para darle gracias a Dios por ese programa  extraordinario de Amor y de Ternura que desarrolla el gobierno dirigido por el Comandante Daniel y el cual es apoyado “de una manera extraordinaria con su ternura, con su bondad y con su trabajo constante de cada día  y a cada momento” por la Compañera Rosario Murillo.

“Hoy 200 familias de este municipio van a recibir cada una 10 laminas de zinc”, comentó Eslaquit y aunque señaló que todavía hay necesidades, recordó que se  han distribuido más de 3 millones de láminas de zinc en todo el país y el gobierno se ha comprometido en entregar zinc para 750 mil familias en este año 2012.

El sacerdote exhortó a las familias ocupar el zinc para sus casas y no para otros fines. Asimismo pidió a Dios para que siga bendiciendo en salud, sabiduría y entusiasmo a la Compañera Rosario Murillo.

Campaña electoral debe distinguirse por ser cada vez más democrática


El padre Eslaquit aprovechó la oportunidad para demandar que la campaña electoral que se avecina se distinga por ser una campaña cada vez más democrática,  “cada vez más tolerante, tratando de compartir  con el hermano, tratando de iluminarle a discernir  la conciencia de que un modelo inclusivo, de consensos, donde se dignifica al ser humano es lo que  necesitamos y seguimos necesitando en Nicaragua”.

Pidió a Dios entendimiento para  los nicaragüenses, para que en las próximas elecciones municipales de noviembre “tengamos la claridad necesaria para poder discernir, poder  seguir adelante en este modelo que es un modelo Socialista,  un modelo de Justicia, Igualitario, modelo de Misericordia,  porque eso es lo que significa ser Solidario”.

Recordó además que “unidos somos la  alegría de vivir en Paz” y dijo que esa frase significa que nadie nos quiera dividir, “que formemos un solo bloque, algo monolítico para seguir  combatiendo el único adversario que nosotros tenemos que es el atraso, la pobreza y las dificultades de Nicaragua”.

“La Paz, es la tranquilidad del alma, cuando uno tiene en primer lugar en su corazón  a Dios y al hermano, eso es la Paz”, finalizó.

Familias agradecen al Gobierno continuidad de programas sociales

Por su parte las familias que participaron de la restitución a tener un techo digno, agradecieron a Dios, al Presidente Daniel Ortega y a la Compañera Rosario Murillo, la voluntad que han demostrado desde el gobierno sandinista para continuar entregando beneficios sociales a la población necesitada.

Algunas madres de familia explicaron que el zinc lo instalaran en los techos de sus salas o cuartos,  y con ello evitarán filtraciones de agua durante el tiempo que resta del invierno. Además dijeron que este aporte del gobierno redunda en el mejoramiento de la calidad de vida y en la disminución de las enfermedades en los niños y personas mayores.