La jornada de reconocimiento geológico desarrollada en Nicaragua por los científicos estadounidenses Heather Wright y Christopher Harpel, continuó este miércoles en el Volcán Masaya.

En el lugar constataron —acompañados por especialistas del INETER— el comportamiento del coloso y recopilaron la información necesaria que será procesada oportunamente para evaluar los posibles riesgos y las medidas a tomar una vez iniciada alguna situación de peligro.

Valorarán todos los escenarios

Según Heather Wright, para elaborar un pronóstico, deberán ser integrados todos los datos de monitoreo, la experiencia, la historia del volcán y la perspectiva global.

“Con todo esto se puede hacer un pronóstico, ver lo que puede pasar en cualquier volcán (…) Hay varios escenarios de lo que puede pasar en un volcán, hay algo más probable, pero también tenemos que pensar en lo menos probable, pero posible”, aseveró la experta.

Reconocen eficiencia del país

Al mismo tiempo valoraron el eficiente trabajo desarrollado por las autoridades nacionales en cuanto al monitoreo y gestión de riesgos, así como el acompañamiento y concientización a las familias aledañas, acciones muy acertadas de acuerdo a la opinión de los expertos.

“Hasta ahora lo encuentro muy profesional, muy dedicados a sus estudios y está muy bien”, afirmó por su parte Harpel.

Actividad ideal para el estudio

De acuerdo al Director del Departamento de Geología del Ineter, William Martínez Bermúdez, es importante aprovechar la reciente actividad en los volcanes nacionales para aumentar la expertise de los especialistas, pudiendo prever de esta manera cualquier situación de emergencias.

“Lo menos común, lo más infrecuente es que se den las actividades, ya sea del tipo volcánica, ya sea del tipo sísmica, pero ellas se dan. Entonces cuando ellas se dan es el momento apropiado para estudiarlas, para entenderlas. Porque si vos dejas pasar ese momento, cuando te venga la oportunidad real o la catástrofe, te va a agarrar de sorpresa y no la vas a saber entender”, sostuvo Martínez.

Sin evidencia de conexión entre volcanes

El especialista de Ineter expresó que a pesar de que la actividad en varios volcanes de Nicaragua y la región centroamericana obedece a un “régimen de esfuerzos” regional que provoca estos eventos, no se tiene evidencia de que exista relación entre una y otra ocurrencia en los volcanes.

“Cada estructura es un ente individual, tiene su propio lugar de nacimiento, su propio lugar de desarrollo y su propio camino a dónde va (…) Cada estructura nos va a decir cuan peligrosa es en el tiempo y en el espacio”, dijo.

Estos eventos según Martínez son de carácter benigno, puesto que es posible el desarrollo de este estudio. Los resultados del mismo se darán a conocer una vez terminada la evaluación de los datos, fase que iniciará a mañana.