La Policía Nacional, relanzó este lunes el Servicio de Respuesta de Emergencias a la población, Línea 118, duplicando su capacidad de respuesta de cara a fortalecer el modelo de Seguridad Ciudadana y Humana que impulsa el Gobierno del Presidente Daniel Ortega y la compañera Rosario Murillo.

El Subdirector General de la Policía Nacional, Comisionado General Francisco Díaz, explicó que una de las razones por las que se mejoró este sistema, fue debido al número de demandas que esta institución ha recibido de parte de las familias nicaragüenses.

Detalló que con instrucciones del Presidente Daniel Ortega, se hizo una inversión de aproximadamente 20 millones de córdobas del Presupuesto General de la República, para fortalecer este Servicio de Emergencias, a través de la Línea 118.

“Vamos a trabajar en este nuevo servicio unos 900 policías”, expresó, además de agregar que una vez que la persona se comunique a la línea 118, su llamada será recepcionada en 5 segundos; su caso será recepcionado en 5 minutos, y se le dará respuesta en menos de 10 minutos.

“Vamos a tener por turno 100 vehículos, entre motos, camionetas y autopatrullas para atender las emergencias. Además, vamos a contar con despachadores y receptores de las llamadas. Esto vendrá significativamente a mejorar el servicio de respuesta al 118”, valoró el jefe policial.

El Comisionado General Francisco Díaz, anunció que la nueva planta telefónica ha duplicado su capacidad, y ahora podrá atender 30 llamadas de manera simultánea, cuando antes tan solo se podían atender 15.

A juicio quienes hagan falsas llamadas

Tras inaugurar esta moderna planta telefónica, el Comisionado Mayor Tomás Velásquez, Jefe del Departamento de Vigilancia y Patrullaje de Managua, advirtió que este sistema podrá identificar números, y grabar la comunicación del ciudadano con la Policía.

“Vamos a recepcionar y discriminar llamadas que son maliciosas y hostigosas. Les pedimos a la comunidad que no abusen de este sistema de emergencia, para no bloquear el sistema”, expresó.

Explicó que, ante la gran cantidad de llamadas falsas (75%) que realizan ciudadanos a través de la línea 118, esta grabación servirá como prueba para demostrar ante el judicial que hay una obstrucción de funciones.

“Este sistema nos va a permitir llevar a los propietarios de celulares a los juzgados, para que rindan cuenta por obstrucción de funciones al servicio policial. Las llamadas hostigosas andan por un 75%, y solo un 25% de llamadas son reales”, expuso.

Advirtió que la obstrucción de funciones es penado por la ley, y se llevará hasta lo juzgados a aquellos ciudadanos que hagan falsas llamadas.

El jefe policial, detalló que este sistema también mide, a través de monitores, el rendimiento de los operadores: cuántas llamadas contestaron, cuántas no contestaron, cuántas llamadas fueron atendidas y en qué tiempo se realizó la gestión.

El Comisionado Mayor Velásquez, indicó, dentro de esta misma moderna planta, hay instalados otros monitores que controlan con GPS, la movilización de los vehículos policiales, los cuales darán respuesta a estas emergencias de manera más afectiva.