24 de Agosto 2012

Señor Presidente

Señoras y Señores Cancilleres y Delegados Especiales

Señor Secretario General. Srio General Adjunto

Señoras y Señores Representantes y Observadores.

La amenaza con propósitos intimidatorios que el Reino Unido  ha proferido contra la hermana Republica del Ecuador, poniendo en peligro la  soberanía e  inviolabilidad de su sede diplomática  en Londres, nos motiva  a participar en esta reunión de consulta de Ministros de Relaciones Exteriores para analizar debatir y contribuir a la búsqueda de una solución amistosa y diplomática entre ambos Estados, amparados en los principios del Derecho Internacional.

La nota oficial y la pretensión del Gobierno Británico, de ingresar a la Misión diplomática  y arrestar a Julián Assange, atenta contra la soberanía y libre determinación de Ecuador, pone en crisis estos principios y valores, que para  América Latina y el Caribe son irrenunciables, ya que forman parte de nuestra identidad nacional y de nuestra existencia como Estados libres, independientes y soberanos.

Con su pretensión, el Reino Unido violaría la Convención de Viena de 1961, la Carta de la ONU y otras normas del Derecho Internacional. Esas intenciones constituyen una grave amenaza al Gobierno y al Pueblo ecuatoriano, sin embargo Ecuador no está solo. Cuenta con el apoyo de los países solidarios de este hemisferio.

La Embajada de Ecuador en Londres es una extensión de su territorio soberano, por consiguiente es inviolable. Las autoridades del país receptor no pueden penetrar en sus locales  de acuerdo con la Convención de Viena.  Dicha embajada forma parte también de Nuestra América que continua rechazando y condenando pretensiones colonialistas.

Esas amenazas contra la soberanía y la inviolabilidad de los locales diplomáticos de Ecuador en Londres, merecen nuestro enérgico rechazo.

Instamos al Gobierno Británico a que se abstenga de recurrir a la amenaza del uso de la fuerza en contra de la Republica del Ecuador que forma parte del concierto de las Naciones Unidas, de UNASUR, ALBA, CELAC, y de la OEA; organizaciones multilaterales que reconocen el derecho  de asilo.

Nicaragua reconoce  el derecho soberano de Ecuador, de otorgar asilo diplomático a quien su gobierno decida, así como el derecho de solicitar el salvoconducto correspondiente, de acuerdo  con la tradición humanitaria de nuestros pueblos, codificado en el Derecho Interamericano y en el Derecho Internacional.

Demandamos al Gobierno del Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte a ajustar su comportamiento de conformidad  con las normas y principios del Derecho Internacional, a cumplir con los compromisos establecidos en la Convención de Viena sobre relaciones diplomáticas de Abril de 1961, de respetar la inviolabilidad de las instalaciones diplomáticas y a dirimir sus controversias internacionales por medios pacíficos, de manera que no se ponga en peligro la paz y la seguridad internacionales.

Esta es la razón y objeto para realizar esta Reunión de Consulta de Ministros de Relaciones Exteriores en la sede de la OEA y no para debatir si Julián Assange es procesado por cometer delitos en algún país del mundo, o para discutir sobre los asuntos internos de un país miembro de la comunidad internacional.

Exhortamos a ambos países, a continuar por la vía del diálogo amistoso con el fin de encontrar una solución diplomática aceptable para las partes, sobre la base del respeto entre las naciones, la igualdad soberana de los estados y conforme al Derecho Internacional.

El Gobierno de Reconciliación y Unidad Nacional de Nicaragua que dirige el Presidente Daniel Ortega Saavedra, expresa su decidido apoyo y solidaridad al Gobierno y Pueblo ecuatoriano, ante las amenazas latentes, y en la consecución de una solución diplomática de mutuo acuerdo.

Respaldamos y apoyamos el proyecto de Resolución presentado a esta Reunión de Consulta de Ministros de Relaciones Exteriores, por el estimado Canciller de  Ecuador, Ricardo Patiño.

Muchas gracias.