Se aproxima el Año Nuevo Chino de 2016 y resulta increíble hoy para cualquier visitante en esta milenaria nación, ver cómo una celebración puede casi paralizar un país con más de mil 300 millones de habitantes.

La también llamada Fiesta de Primavera, el festejo más importante en esta cultura oriental, es capaz de provocar la mayor migración de humanos en la Tierra al producirse millones de desplazamientos de ciudadanos que intentan acercarse a sus familiares o su provincia natal.

Durante la festividad, que este año se celebrará el 8 de febrero, el transporte público se colapsa si de vuelos o trenes se trata y esta capital tiende a parecer una ciudad vacía o inhabitada.

El 8 de Febrero del 2016 comienza el año del Mono de Fuego en el Horóscopo Chino, según el calendario del zodiaco, y termina el 27 de Enero de 2017.

Durante 15 días, los ciudadanos chinos y de otros países cercanos influenciados por esta cultura y este calendario lunar, viven de una manera muy intensa y es curioso como para estos residentes hay tiempo para estar con la familia, reunirse con los amigos, cocinar o salir a pasear.

Las tradiciones y supersticiones están por todos lados y esos días no se da un paso sin pensar en ellas y de ese modo esperan la Fiesta de las Linternas que pone fin a un ciclo armonioso muy similar a la Navidad occidental.