En un mensaje audiovisual enviado al 51 Congreso Eucarístico Internacional, Francisco resaltó la necesidad de mensajeros de reconciliación en el mundo.

El papa Francisco pidió este domingo por un mundo de paz y solidaridad entre los hombres, para así acabar con los conflictos, las injusticias y las crisis humanitaria.

A través de un videomensaje enviado para la clausura del 51 Congreso Eucarístico Internacional, que se celebró en la ciudad de Cebú, en Filipinas.

En el material audiovisual, el Sumo Pontífice señaló que en un mundo marcado por los conflictos y las crisis humanitarias, cada vez resulta más importante que las personas sean mensajeras de la reconciliación, justicia y paz.

"Si pensamos en todos los conflictos, injusticias, crisis humanitarias urgentes que marcan nuestro tiempo, nos damos cuenta de lo importante que es para cada cristiano ser un verdadero discípulo misionero, llevando la buena nueva del amor redentor de Cristo a un mundo tan necesitado de reconciliación, justicia y paz", dijo.

Asimismo, Francisco animó a los fieles católicos de todo el mundo a seguir el ejemplo de Jesús, que compartía su comida con sus discípulos y sobre todo con los pecadores y los marginados.

En el mensaje, el papa recordó que hace poco más de un año viajó a Filipinas, donde pudo constatar la profunda fe y la capacidad que tenía la población para recomponerse de los desastres que causó el tifón Haiyan, que se llamó Yolanda.