La Juez Sexto Local Penal de Managua, Iveth Pineda, admitió la acusación por el delito de homicidio imprudente en perjuicio de 13 turistas de nacionalidad costarricense, contra Hilario Blandón propietario y capitán de la embarcación “Reina del Caribe”, involucrada en un naufragio en aguas del Mar Caribe nicaragüense. 

Durante la Audiencia Preliminar, que tuvo lugar en el Complejo Judicial de Managua, también se hizo presente el ayudante del capitán, Eliot Absalón Prack Carter, quien fue sobreseído de la causa penal, a solicitud del Ministerio Público.

En la audiencia, la representante del Ministerio Público, Fabiola Mendoza, relató la relación de hechos y mencionó las pruebas con las que esa instancia cuenta para demostrar la culpabilidad del acusado, solicitando la admisión de la causa y la imposición de la medida cautelar de prisión preventiva. 

Por su parte, la defensa, a cargo del abogado Boanerges Fornos, solicitó a la Juez declararse incompetente para conocer la causa, alegando razones de jurisdicción y competencia territorial.

La Juez resolvió admitir la acusación en contra del señor Hilario Blandón por ser el presunto autor del delito de homicidio imprudente en perjuicio de las víctimas de la tragedia, 13 en total.

La autoridad judicial programó la audiencia inicial para el día viernes 5 de febrero a las 9 de la mañana en el Complejo Judicial Managua.

Asimismo, la Juez dictó la medida de prisión preventiva para el acusado, por lo que deberá permanecer a la orden de las autoridades judiciales en el Sistema Penitenciario.

Por último, la judicial remitió auto judicial para que se le realicen valoraciones de salud física y mental al acusado, las que serán efectuadas por especialistas del Instituto de Medicina Legal.