La Promotoría Solidaria de Juventud Sandinista 19 de Julio y niñ@s del Centro de Desarrollo Infantil “Arco Iris”, ubicado en el Reparto Schick de Managua, celebraron la mañana de este miércoles un colorido y alegre festival denominado “Cuenta Cuentos”, en saludo al centenario del paso a la inmortalidad del poeta universal, Rubén Darío.

Los niños disfrutaron del montaje e interpretación de los cuentos y poemas del Príncipe de las Letras Castellanas, como parte del inicio de esta jornada y festival de lecturas que se extenderá por todo el país en los próximos días.

El compañero promotor solidario, Alex Galeano, indicó que lo importante es inculcarle a esto niños, la importancia de la literatura que legó Rubén Darío.
“Estamos inspirándonos en Rubén Darío, sabiendo que estamos a cien años de su paso a la inmortalidad. La Promotoría Solidaria, estamos a través de disfraces y cuentos, trayendo alegría a estos niños”, manifestó.

Anunció que esta gran jornada la estarán llevando a todo el país, a través de los promotores. Estaremos en escuelitas, barrios, CDI, en los propios hogares.

Para la docente, María Elena Jirón, es necesario continuar promoviendo estos festivales, para que los pequeños se empapen sobre el valor que tienen esas grandes obras universales de Rubén.

“Que los niños se vayan incentivando a leer a Darío, que desarrollen su imaginación, su creatividad, su lado cognoscitivo”, refirió.

De igual forma, la docente, Auralila Silva, agradeció al Gobierno del Presidente Daniel Ortega y la compañera Rosario Murillo, por promover este tipo de festivales educativos.

“Es muy bonito lo que los jóvenes, el Gobierno Sandinista, están haciendo; agradecemos de esta alegre dinámica. Los niños han aprendido bastante sobre Rubén Darío. Desde la edad temprana están aprendiendo, y eso es muy positivo”, valoró la docente.

Los promotores solidarios, interpretaron y adaptaron al nivel de aprendizaje de los niños, obras universales de Rubén Darío como ‘El Fardo’, ‘Del trópico’ y ‘A Margarita Debayle’, entre otras consideradas las más preferidas por los mimados de la revolución.