El delito de lesiones físicas en el contexto de la violencia comunitaria continua siendo la primera causa de atención médico-legal en el país, según explicó el Dr. Zacarías Duarte, director del Instituto de Medicina Legal (IML) al momento de hacer un recuento del tipo de lesiones que más atiende los médicos de dicha institución.

Duarte detalló que el delito de violencia intrafamiliar, violencia psicológica, delitos sexuales y la valoración del estado de salud de los privados de libertad son algunas de las investigaciones que de forma constante desarrolla el personal.

“También se investigan los homicidios, todas las muertes violentas, y lo que es interesante señalar es que las muertes violentas continúan dándose en un índice muy bajo, relativamente bajo comparado con el resto de los países de la región, de manera que en Nicaragua y de acuerdo a los datos del Instituto los homicidios tienen una tasa de 8 por 100 mil habitantes, las tasa más baja de Centroamérica”, declaró.

Duarte sostuvo que la mayor cantidad de trabajo que el Instituto realiza es en el ámbito de las personas vivas que han sido víctimas de diferentes tipos de agresiones y que pueden constituir delitos.

“Lo que también es interesante de esta investigación médico-legal es que en la mayoría de los casos de estos delitos las lesiones desde el punto de vista médico son leves en su mayoría, esto es bien importante porque estamos hablando de delitos probablemente leves y estamos hablando de repercusiones en la salud que no son tan importantes”, manifestó.

El director del IML destacó que las atenciones a lesiones por accidentes de tránsito, contrario a lo que se espera, son leves, lesiones superficiales, siendo las principales víctimas los conductores de motocicletas, los peatones y el pasajero de motocicleta.

“Este dato es muy importante porque se deben tomar todas las medidas posibles para disminuir la morbilidad, las fracturas, las lesiones que sufren en estos accidentes y que son prevenibles”, indicó Duarte.

Según el médico, durante el 2015, del total de 67 mil personas que sobrevivieron a accidentes de tránsito, el 51% fueron mujeres y el 49% hombres, con rangos de edades entre los 23 y 35 años.

“Sin lugar a dudas que ha tenido efecto el plan de la policía en la reducción de accidentes, pero también han disminuido todos los otros tipos de delitos por cuanto se ha disminuido las valoraciones médico-legales en la investigación de estos delitos. Ha habido una disminución del 2 al 3% en términos globales. En algunos casos se ha aumentado el delito de violencia psicológica y esto tal vez no significa que haya aumentado el delito, sino que es un delito nuevo, un delito autónomo que antes no se investigaba y ahora si se investiga. Pero en términos generales los delitos han disminuido”, añadió Duarte.