Hay muchos factores que responden al porqué el pueblo nicaragüense mantiene una amplia aprobación de la gestión del Comandante Daniel Ortega y la Compañera Rosario Murillo, sin embargo, el académico y analista político Arturo Cruz Sequeira, considera que la voluntad del mandatario de resolver los problemas inmediatos de la gente es sin duda lo tiene con estos buenos números.

Para Cruz, ver como el Comandante Daniel se ha mantenido con esos niveles de aprobación “es un fenómeno extraordinario”.

En este punto, señala que de todos los líderes de América Latina Daniel está entre los que mejores números han presentado.

“Hay algunos que lo han hecho, pero son muy pocos. Insisto, tiene que ver con esa gran efectividad a la hora de la gestión pública y de resolver la inmediatez de la gente”, avalúa el académico, quien analizó este miércoles los resultados de la última encuesta de M&R Consultores, donde una vez más se ratifica que más del 70% de la población aprueba la gestión presidencial.

“Este es un país que necesita que el gobierno lo atienda en lo inmediato, y creo que es un error de parte de los que vemos la economía como una cuestión solamente de largo plazo, no tomar en cuenta estas cuestiones”, explica.

Cruz además hace hincapié en que inclusive ahora hay politólogos muy celebrados “que están hablando de la importancia de gobiernos que reconocen la necesidad de la inmediatez” de sus poblaciones.

El analista considera que el Gobierno del Comandante Daniel ha hecho “mejor que nadie” esa labor.

Manifiesta que un tema de estudio ha sido saber cómo es que el mandatario nicaragüense ha logrando esta consistencia al frente del gobierno, tomando en cuenta que en el 2006 el país continuaba muy polarizado y con una parte del electorado con temor a que el sandinismo regresara a la Presidencia.

En este sentido, destaca la habilidad política de este Gobierno ha distribuir los recursos y ejecutarlos con efectividad, sobre todo a través de programas de gran impacto social como el Plan Techo, las viviendas y el Bono Productivo.

En cuanto al factor miedo, Cruz Sequeira subraya que aparentemente eso ya no es ningún problema para los nicaragüenses.