A los nombres de Claudio Román Ruiz Jarquin (26 años) y Marcelo Antonio Flores García (22 años) responden los dos sujetos que la Policía Nacional presentó este mediodía como autores de los delitos de falsificación de documentos, servicios que ofrecían al público a través de las redes sociales.

“Como resultado de todos estos planes que hemos venido desarrollando para dar una mayor seguridad, paz y estabilidad al pueblo de Nicaragua, a las familias nicaragüenses, hemos estado desarrollando algunos planes que llevan como consecuencia el hecho que podamos aprehender a los elementos que andan en actividad delictiva y en este caso aprehendimos a dos elementos que están haciendo alteración de documentos, falsificación de documentos”, explicó el Comisionado Mayor Manuel Zambrana, jefe policial del Distrito III de Managua.

Según Zambrana, se logró conocer el caso por información de la población sobre la existencia de personas que han estado ofreciendo sus servicios de falsificación de documentos a través de las redes sociales en lo que refiere a la falsificación de diplomas, certificados de inspección técnico-mecánica, entre otros.

“El día de ayer, mientras estábamos realizando las acciones de vigilancia y patrullaje hicimos una acción policial de retener a dos elementos que venían en una motocicleta, ya teníamos características de los elementos, cómo venían vestidos. A la hora de requisarles la mochila que ellos traían, nos encontramos que traían una gran cantidad de documentos, estamos hablando que vienen documentos desde inspección mecánica, recibos de taller, todo lo que tienen que ver con la emisión de gases del Taller Pacheco, también diplomas del Ministerio de Educación, escrituras de abogados, de igual manera boletas de infracción de tránsito y sellos de la Universidad Centroamericana y la Universidad Nacional Autónoma de Managua”, detalló el Comisionado Mayor Zambrana.

De acuerdo a la declaración del jefe policial, los detenidos afirmaron dedicarse a ofertar los servicios de falsificación de documentos realizando los cobros en dependencia del cliente y el tipo de trabajo que realizaran.

Los dos imputados son originarios de Las Américas 1 y San Isidro de la Cruz Verde, donde se les ocuparon un monitor, un CPU e impresora, herramientas que utilizaban para la impresión de los documentos falsos.

“Ellos son confesos de esta situación y estamos en el proceso de confirmar con las instituciones, talleres y personas afectadas, para que ellos puedan decirnos si estos documentos son legales o no, si ellos (instituciones o empresas) los emitieron o no, eso nos va a dar la prueba, los vamos a enviar al Instituto de Criminalística para determinar con documentos originales si estos (documentos ocupados) son falsos o no”, manifestó Zambrana.

La autoridad policial hizo el llamado a las personas que han sido estafadas por estos elementos y presentarse a la delegación del Distrito III de la Policía en Managua para se les tome su respectiva denuncia y garantizar que ellos sean remitidos a las autoridades correspondientes.