Médicos generales, especialistas, personal de enfermería, auxiliares y técnicos de la salud se movilizaron a 11 municipios del país para acercar los servicios y atención en salud a las familias de las comunidades rurales más alejadas en el país.

El doctor Enrique Beteta, secretario general del Ministerio de Salud, indicó que en este mes se cumple un año de movilización constante de las brigadas médicas a todo el país.

"Esta es la brigada numero 13, se movilizan 93 compañeros van a 11 municipios del país, entre ellos Bluefields, Nueva Guinea, San Carlos, San Miguelito y7 municipios de la zona de Rivas", detalló.

"Aquí van perfiles de enfermeras, auxiliares de enfermería, técnicos de laboratorios, conductores, médicos de las diferentes especialidades pediatría, ginecología, medicina interna. La mayoría son profesionales jóvenes que van a garantizar con mucha dedicación y cariño la atención en salud hacia las comunidades más lejanas", agregó.

Beteta comentó que en esta ocasión los médicos entrarán a comunidades de Punta Gorda, Palo Bonito, Monte Cristi, o el Tule, el Castillo y también en la zona de la Isla de Ometepe.

"Hay que destacar que hay coordinación con los líderes comunitarios de la zona y también con la participación de los trabajadores de la salud localmente", destacó.

Alfonso Maradiaga, médico residente del hospital Lenin Fonseca, explicó que la idea es entrar a las comunidades más remotas, de difícil acceso, donde la salud es muy importante pero que a la gente se le dificulta acudir a las unidades.

"Nosotros entraremos en relación con ellos, veremos cuáles son sus principales problemas de salud y que reciban la atención que se merecen. Vamos a atender a embarazadas, niños, ancianos y a todas las personas en general. La idea es buscar los problemas de salud y resolverlos", indicó.

Jeannette Vega, coordinadora nacional del movimiento de enfermeras, auxiliares y técnicos de la salud sandinista, dijo que en la brigada van 45 compañeros de ese movimiento.

"Vamos a cumplir lo que hemos aprendido como el amor al prójimo de ir en busca a los compañeros enfermos, embarazadas, discapacitados, ver la nutrición de los niños. Lo más importante es que vamos con voluntad, no nos importa dejar a nuestras familias por un mes, por ir a entregar el amor y el cariño a estas familias", comentó.