El diseño e instalación de los nuevos Altares en honor a la Purísima Concepción de María, han generado todo un movimiento de Fe, Amor y Unidad del pueblo nicaragüense en la vistosa y amplia Avenida de Bolívar a Chávez, valoró este martes el Director de Arte, Tradición y Cultura del Ministerio de Educación, folklorista y maestro Ronald Abud Vivas.

Abud Vivas, quien participó en la concreción de estos icónicos y coloridos tributos a la Madre Santísima, explicó que la idea de crear estos Altares a La Purísima era manifestar un mensaje educativo y religioso, que conllevara a un crecimiento en la Fe, la Esperanza, la Bondad y el Amor; sin embargo, con todo este movimiento generado por el mismo pueblo, lo que realmente ha resaltado es la noble Veneración y Devoción a la Virgen.

“Para la creación de estos Altares, nos apoyamos de la palabra bíblica. Y así surgieron eslogans como ‘María, Reina del Hogar’; ‘María, Madre de la Esperanza’; ‘María, Madre de la Unidad’; ‘María, Reina del Universo y del Corazón de los Nicaragüenses’, entre otros muy bonitos”, detalló.

En los altares figuran cada una de las advocaciones

Seguidamente, explicó Abud Vivas, los Obispos de León le indicaron sugerir a la Compañera Rosario Murillo que se usaran las advocaciones propias de cada pueblo; y así fue como nació la idea de los templos de fondo, y de esta manera que el altar tuviera una representatividad nacional.

“Así nos encontramos con portales de iglesias de todo el país; con su virgen de acuerdo a la advocación del lugar, pero generalmente pudo más La Purísima, la advocación de La Gritería, y se marcó muchísimo más la Virgen del Trono que es la Patrona Nacional”, expuso Vivas.

Explicó que en estos altares se han diseñado templos tradicionales muy bonitos, como el de San Pedro (Diriá); La Candelaria (Niquinohomo); la Catedral de Estelí; la Iglesia San Felipe (León); la Catedral de León; El Calvario; La Virgen de El Viejo; dos Iglesias de Bluefields y una Iglesia de Paiwás.

“Es deseo de la compañera Rosario Murillo preservarlos (los templos) por su hermosura, y por la voluntad y esfuerzo con que fueron hechos, para los Nacimientos. Estas fachadas de las Iglesias, se van a preservar en los Nacimientos, teniendo antepuesto el Pesebre tradicional”, anunció.

Del altar tradicional a una expresión más sólida

El compañero Ronald Abud, indicó que desde que se inició con la idea de los altares en honor a La Purísima, se iba generando y creando todo un movimiento, mientras que la Compañera Rosario les daba el visto bueno y hacía valiosas sugerencias.

“Luego yo trabajé con los diseñadores o la gente que hacía la propuesta de los altares, apoyándonos en una propuesta de expresión pláticas, en cuanto a los niveles de proyección, contraste, uso de elementos nacionales, elementos alusivos a la gritería”, refirió.

En este sentido, indicó que se fue sumando una serie de ideas, esfuerzos, conocimientos, creatividad, hasta que se dio un gran salto en cuanto a la grandeza de las estructuras.

“Se saltó del altar tradicional, que solo tenía elementos típicos, a altares ya con un diseño, una forma, un mensaje, una expresión más sólida. El resultado ha sido que la ciudadanía se ha desbordado a ver estos hermosos Altares en la Avenida de Bolívar a Chávez”, destacó.

Altares, un bonito pretexto para la unidad familiar

El también Director del Ballet Folklórico Nicaragüense, sostuvo que lo más importante es el trasfondo de todo este trabajo, como es una veneración a la Madre de Dios, que es la Madre de los Nicaragüenses, y una Expresión de Fe y Alegría Popular.

“La expresión, la alegría y devoción popular tiene su ideario en el pueblo mismo, que tiene un sentimiento noble, espontáneo hacia la Virgen, y que conlleva a una actitud de vida más positiva, más noble, más llena de tranquilidad, armonía y entendimiento”, manifestó.

El profesor Ronald Abud Vivas, resaltó que lógicamente todos estos elementos llevan al desarrollo al país, tomando en cuenta que una sociedad que sabe de amor y temor a Dios, es una sociedad que crece cada día.

“De esto bien preocupado que ha estado el Gobierno, y ha dado todo su apoyo. Ahora la Avenida de Bolívar a Chávez, con estos bellos Altares a La Purísima, se ha convertido en un centro de atracción, diversión y unidad para las familias, y uno bonito pretexto para una diversión sana, en armonía, y unidad”, puntualizó.

Para el folclorista nicaragüense, todo esto esfuerzo centrado en los Altares en honor a la Santísima Virgen María, recoge el rescate de la tradición, las expresiones típicas, los iconos nuestros, y elementos nacionales que dan al pueblo nicaragüense la oportunidad de crecer cuando aprecian estos valores de Identidad, Paz, Amor, Fe y Unidad.